Su precio es de 850 euros

Así es el coche eléctrico más barato: cuesta como un smarthphone

Así es el coche eléctrico más barato: cuesta como un smarthphone
Nicolás Merino
Nicolás Merino

Desarrollado en China, el Chang Li está impulsado por una unidad eléctrica de hasta 1,7 CV, puede alcanzar los 35 km/h y tiene una autonomía de entre 40 y 100 kilómetros. ¿Quién dijo que los vehículos eléctricos eran caros?


En un momento en el que la compra de un vehículo 100 % eléctrico se antoja verdaderamente complicada debido al gran desembolso económico que ello conlleva, ha llegado China y ha presentado el Chang Li, que tiene la particularidad de ser el vehículo puramente eléctrico más barato del mundo.

Por tan solo 1.000 dólares, unos 840 euros al cambio, a través de la página de venta del gigante asiático Alibaba, el Chang Li puede ser tuyo. Entrando en materia, este vehículo ha sido desarrollado por Changzhou Xili Vehicle Co. y sus cotas son, cuanto menos, particulares: 2,5 metros de largo, 1,5 metros de ancho, 1,8 metros de alto y una distancia entre ejes de 1,48 metros. Todo ello en un vehículo de tan solo 323 kg y que tiene capacidad para transportar a dos personas.

En el plano mecánico, el Chang Li está impulsado por una unidad eléctrica disponible en tres rangos de potencia: 1,1, 1,4 y 1,7 CV. Se controla a través de un manillar de moto y es capaz de alcanzar los 35 km/h, aunque no será capaz de afrontar pendientes de más de 30 grados. Según detalla el fabricante chino, la autonomía oscila entre los 40 y los 100 kilómetros. Todo dependerá del uso que se haga del mismo.

El problema de este vehículo es que está homologado según los estándares chinos, por lo que una exportación del Chang Li a países europeos podría no ser buena idea. Lo barato acaba saliendo caro y en el caso de este vehículo, es realmente difícil que pudiera pasar las pruebas para poder circular en territorio europeo.