Cómo comprar un coche de segunda mano por Internet y salir ganando

clicarscocheonline
Cómo comprar un coche de segunda mano por Internet y salir ganando
Nicolás Merino
Nicolás Merino

Comprar un coche de segunda mano online ha cobrado especial relevancia en tiempos de pandemia, ya que se evita al máximo cualquier tipo de contacto y permite evitar las restricciones de movilidad. ¿Quieres saber cómo hacerlo con todas las garantías?


El coronavirus ha modificado todos (o casi todos) los aspectos de nuestra vida y nos ha motivado a buscar nuevas formas de proceder. En el caso de los coches de segunda mano, la opción de compra a través de Internet existía desde hace bastante tiempo, pero lo cierto es que la pandemia ha puesto encima de la mesa la importancia de este método ya que, entre otras cosas, evitamos contactos con otras personas y reducimos al mínimo la posibilidad de contagiarnos.

No obstante, para que tu compra sea un éxito, debes seguir una serie de recomendaciones. Y es que existen muchas posibilidades a la hora comprar coche por Internet, aunque no todas ofrecen las mismas garantías. A continuación te damos una serie de puntos básicos que siempre debes tener en cuenta.

Clicars

Que el concesionario tenga experiencia y buenas reseñas de los clientes

Lo primero de todo es encontrar una página web que ofrezca confianza. Esto quiere decir que sea de una empresa con una amplia experiencia en el sector. En este sentido, es muy importante comprobar las reseñas positivas de los clientes. Así sabremos que estamos en el sitio adecuado o, de lo contrario, nos servirá para buscar otro. Un buen ejemplo es Clicars, ya que se trata del primer comercio electrónico de venta de coches en España. 9 de cada 10 clientes valora a esta empresa con 5 estrellas y además forman parte del Grupo PSA, por lo que su experiencia está más que demostrada.

Fíjate en los costes de entrega

Lo bueno de comprar coches de segunda mano por Internet es que da acceso a una gran cantidad de modelos sin tener que recalar en un concesionario concreto. Es decir, puedes encontrar el coche perfecto y que te lo traigan a casa. Ojo, porque esto suele conllevar gastos de entrega extra. En el caso de Clicars, el vehículo se entrega de manera gratuita en el domicilio del cliente.

Que el coche esté revisado y tenga fotos en alta calidad, es buena señal

Por contra, uno de los mayores miedos es que las fotografías del coche no coincidan con las expectativas o que, simplemente, tenga un fallo que no hemos podido detectar. Por eso, siempre es recomendable buscar en sitios donde se ofrezcan una gran cantidad de fotografías y que estas tengan una buena calidad. Además, también es conveniente elegir un sitio donde se lleven a cabo revisiones exhaustivas de los coches. Por ejemplo, en Clicars todos sus coches pasan por una fábrica de reacondicionamiento para revisar y subsanar los posibles fallos que pueda tener el mismo.

Comprueba que pueda probarse el coche y devolverse

Por último, también es importante que el sitio ofrezca un periodo de prueba. Puede ser que el coche en cuestión tenga un fallo o que, simplemente, no te guste. No todos las empresas de este tipo lo ofrecen, así que revisa bien. En el caso de Clicars, ofrecen 15 días o 1.000 kilómetros para probar el coche. Si no te convence, puedes devolverlo.