Conviene revisarlos periódicamente

Elementos del coche que también se averían si no se usan

motor1 2
Elementos del coche que también se averían si no se usan
Victor Delgado
Victor Delgado
El desuso es tan perjudicial como un uso excesivo de ciertos componentes del coche, ¿quieres saber cuáles se resienten más?


Suele ocurrir con infinidad de máquinas que el dejar su uso de lado es tan o más perjudicial que un abuso de su utilización. Lo mismo le ocurre a ciertos componentes del coche y al propio vehículo en sí, que necesitan ser comprobados y activados para cierto tiempo para no perder facultades. Tanto es así que, en caso de desuso, es posible que sea necesaria su reparación o, incluso, sustitución. A continuación te desvelamos qué es lo que tienes que hacer y con qué componentes para no sufrir las consecuencias de ello:

  • Limpiaparabrisas: Para que el sistema tenga un buen funcionamiento ha de forzarse su utilización cuando lleve mucho tiempo ´parado´. Lo contrario podría provocar la formación de óxido y la obstrucción de la bomba de agua.
  • Motor: Deberá encenderse, al menos, una vez al mes. Las consecuencias de no hacerlo pueden ser la oxidación, partición o pegado de los pistones, pérdida de estanqueidad del motor y posibles fugas y pérdida de propiedades del motor a medio y largo plazo.
  • Neumáticos: El peso del vehículo parado podría dar lugar a la deformación de los mismos. Para evitarlo se pueden poner sobre unos tacos o aumentar su presión.
  • Frenos: La falta de uso unida a la humedad que pueda haber en el ambiente contribuirían a la posible oxidación de los discos u otras piezas. No hay que olvidar tampoco la sustitución del líquido de frenos cada dos años.
  • Circuito de refrigeración: Los motores refrigerados por agua son los que más notarían el desuso. Éste podría implicar el secado de manguitos y la oxidación de elementos como la bomba de agua o el termostato. Además, también existe la posibilidad de obstrucción para diversos conductos.
  • Aire acondicionado: El gas del circuito del sistema de climatización necesita moverse periódicamente para rendir como debe. Con ello se consigue, además de un buen funcionamiento, la lubricación y el buen estado de todo el sistema.
  • Caja de cambios y diferenciales: Estos dos elementos necesitan una lubricación constante para funcionar de forma correcta y para mantener su estanqueidad. Si no, es muy probable que se oxiden componentes como sincronizadores, horquillas o piñones.
  • Dirección: Como los anteriores, la dirección necesita estar lubricada, algo esencial para la cremallera de dirección o la bomba, las cuales precisan circulación de aceite constantemente.
  • Faros: Después de un largo período de tiempo sin utilizarse, los fusibles podrían fundirse y el motor eléctrico podría necesitar de una fuerza eléctrica en su encendido que fundiese también los faros.
  • Elevalunas eléctricos: El óxido es un elemento que también acecha al motor de los elevalunas eléctricos, situado en el interior de las puertas y muy expuesto a los agentes meteorológicos. Para evitarlo, es conveniente utilizarlo habitualmente.