Se investiga el incidente

Circula durante una hora sin frenos a más de 200 km/h

Circula durante una hora sin frenos a más de 200 km/h
Autofacil
Autofacil
Un conductor discapacitado francés rodó a más de 200 km/h por varias autopistas a causa de un problema con los frenos en su vehículo adaptado. Ésta fue su odisea.


Frank Lecerf, residente de 36 años en Pont-de-Metz, localidad al norte de Francia, marchaba con su Renault Laguna a comprar al supermercado cuando se activó espontáneamente el control de crucero, con lo que el coche se puso a 100 km/h. Cada vez que lo intentaba desactivar pisando el freno, el Laguna, lejos de detenerse, aceleraba más, hasta ponerse a 200 km/h. Lecerf avisó a los servicios de emergencia de lo que le estaba pasando, por lo que pasó a ser escoltado por la policía y se le abrieron las barreras de tres peajes, mientras se pensaba en un plan para detener el vehículo que nunca llegó a realizarse: Las autoridades comprendieron que no quedaba más remedio que esperar a que se agotara el depósito de combustible. Tras seguir toda la costa del Canal de la Mancha por la autopista francesa A-16, el angustioso trayecto terminó en Bélgica, cuando el coche cayó por la zanja de unas obras nada más quedarse sin gasolina. Lecerf resultó herido leve y sufrió dos crisis epilépticas.

Aunque Renault y los peritos de la aseguradora están investigando qué pudo fallar para que el Laguna saliera disparado al pisar el pedal del freno, las primeras hipótesis apuntan a que el origen del problema estaría en la adaptación para discapacitados instalada en el vehículo. Lecerf ha emprendido acciones legales: «Toda mi vida pasó por delante de mis ojos», cuenta. «Sólo quería detenerme».

 

Renault Laguna