Alcanzó los 172 km/h

Récord de velocidad.. ¡Con un coche de choque! (Vídeo)

record velocidad colin furze stig coche choque3
Récord de velocidad.. ¡Con un coche de choque! (Vídeo)
Antonio Moraleja
Antonio Moraleja
El 'youtuber' británico Colin Furze ha creado el coche de choque más rápido del mundo y ha conseguido alcanzar con él una velocidad punta de 172 km/h. ¿Quieres verlo?


Después de crear una moto voladora, un arma capaz de lanzar fuegos artificiales o recrear las garras de Lobezno de X-Men, el ‘youtuber’ británico Colin Furze ha creado ahora el coche de choque más rápido del mundo y así ha quedado registrado en el Libro Guiness de los Récords, después de que alcanzar una velocidad máxima de 172,83 kilómetros por hora. No obstante, el récord Guiness ha quedado regstrado en 161 km/h, ya que el jurado realizó un promedio entre las dos carreras disputadas con el vehículo en cuestión.

Para lograr este increíble y curioso récord, Colin Furze utilizó un coche de choque básico, como el que podemos encontrar en cualquier feria. La gran diferencia estaba en el interior, ya que el youtuber instaló un propulsor de moto de 600 centímetros cúbicos. Antes, el inventor británico extrajo el pequeño motor eléctrico del coche de choque y modificó su base para colocar un eje trasero con dos ruedas y un sistema de frenado de cien caballos que le permitieran participar en la prueba de velocidad.

Fruze contó entonces con la ayuda del programa ‘Top Gear’ y fue el piloto blanco, Stig, el encargado de probar sobre la pista el rendimiento del coche de choque modificado. En teoría, el motor estaba preparado para alcanzar hasta 241 km/h, aunque a la hora de la verdad se quedo lejos de esta cifra. Para romper el Récord Guinness, el piloto probó el coche durante una larga recta en dos ocasiones, alcanzando 172,83 km/h en la primera manga y 150,12 km/h en la segunda.

El jurado del Libro Guiness de los Récords hizo un promedio entre las dos carreras y determinó que el coche de choque de Furze es el más rápido del planeta con 161,34 km/h. El piloto de la prueba, Stig, que está acostumbrado a probar grandes deportivos en el programa ‘Top Gear’ afirmó estar encantado de haber sido el encargado de rodar con el coche de choque más rápido del planeta.