Acaba de finalizar su pruebas de puesta a punto en el circuito alemán de Nürburgring. Se pondrá a la venta un número limitado de unidades en 2009 y será la berlina de serie de ocho cilindros más rápida del mercado. La marca americana ha certificado un potencia de su propulsor 6.2 de 564 CV y una aceleración de 0 a 100 km/h en 4,2 seg.

El Cadillac CTS-V logra 564CV

El Cadillac CTS-V logra 564CV
Autofacil
Autofacil


Suspensión activa Magnetic Ride Control de serie
El nuevo CTS-V 2009, con su motor de 6.2 litros supercharged, ha alcanzado el certificado DIN con una potencia de 564 CV. (415 kw) a 6.500 r.p.m. y 747 Nm de par a 3.800 r.p.m. La aceleración es de 0 a 100 Km/h en 4,2 segundos. El CTS-V cubre el cuarto de milla a 188 km/hora. Estos tiempos de aceleración son los mejores obtenidos hasta la fecha por cualquier berlina con motor V-8 de serie.

El CTS-V también incluye la suspensión activa Magnetic Ride Control y una nueva transmisión automática con levas en el volante. Cadillac es pionero desde 2004 en el Magnetic Ride Control, la suspensión activa de más rápida reacción. La nueva versión del CTS-V está dotada de una nueva versión de esta tecnología, que aúna la deportividad con el confort de una berlina de representación.

Chasis dotado de diferencial de deslizamiento limitado
El Cadillac CTS-V entrega toda su potencia a través de un chasis extremadamente rígido. El diferencial de deslizamiento limitado está realizado en carcasa de acero para una resistencia extrema. Este diferencial, permite una gran estabilidad a alta velocidad combinada con una gran maniobrabilidad a baja velocidad. El árbol de transmisión y los rodamientos de los bujes están especialmente reforzados para soportar las exigentes solicitaciones de carga que se producen en un automóvil de semejante potencia.

Vuelta récord en Nürburgring
Durante las pruebas, realizadas el 8 de mayo en el circuito de Nürburgring, el nuevo CTS-V recorrió una vuelta rápida del legendario circuito en 7 minutos 59 segundos y 32 centésimas. Este excelente tiempo es el más rápido jamás documentado de una berlina de serie con neumáticos de calle.