Un pick up "descafeinado"

Ya a la venta el nuevo Ssangyong Actyon Sports Plus

interior 1
Ssangyong Actyon Sports Plus: Interior
Autofácil
Autofácil
SsangYong España acaba de poner a la venta su nuevo pick up Actyon Sports.


La versión básica cuesta 27.700 €. La intermedia, denominada Premium, se ofrece por 29.500 €, mientras que la más equipada –Limited– alcanza los 34.000 €.Basada en el mismo chasis de la generación precedente, la segunda entrega del vehículo -tercera si tenemos en cuenta al Musso Sports– se ofrece con un planteamiento estético más convencional, unas dimensiones levemente mayores, un formidable equipamiento en todas sus versiones y algunas mejoras en su cadena cinemática.

Comenzando por este último punto, el motor turbodiésel 2.0 Euro 5 de 155 CV y 360 Nm es ahora mucho más suave, algo menos sediento y, sobre todo, claramente más silencioso. Asimismo, las dos cajas de cambio disponibles -manual y automática- cuentan con seis velocidades. Nosotros hemos conducido una variante manual y podemos confirmar que presenta un correcto escalonamiento y un tacto superior a la media de sus rivales. También es reseñable la inclusión del ESP como elemento de serie.

En el interior nos ha sorprendido encontrar un salpicadero prácticamente idéntico al del anterior Actyon, si bien ahora podemos disponer de Bluetooth y conexión USB para el equipo de audio. En el acabado Limited encontraremos, asimismo, tapicería de cuero, cambio de marchas automático y asientos calefactados.

Suspensiones, frenos y sistema motriz apenas reciben variaciones y siguen haciendo de este SsangYong el pick up menos rudo del mercado. La tracción es permanente al tren trasero, con conexión manual del tren delantero y reductora. No hay bloqueo de diferencial trasero, lo que limita su evolución en campo frente a modelos como los Mitsubishi L200, Nissan Navara y Ford Ranger, que sí pueden llevarlo. Asimismo, su bastidor se apoya sobre el eje rígido trasero mediante muelles, en lugar de usar ballestas, lo que redunda en un mayor confort y una mejor motricidad tanto en carretera como en pistas, pero supone que la capacidad de carga quede limitada a 683 kilos -en la unidad probada-, mientras que sus rivales certifican valores en torno a la tonelada o incluso superiores. Otra gran diferencia frente a los pick ups -normales- es el empleo de frenos traseros de disco, una enorme ventaja frente a todos sus competidores no ya solo por su mayor par de freno, sino por su mayor progresividad.

Por el momento, no habrá acciones promocionales oficiales para particulares, ya que la importadora quiere atacar el mercado de las pequeñas flotas para Pymes, en el que centrará sus acciones comerciales, individualizadas para cada cliente en función del volumen de vehículos requerido.

 

SsangYong Actyon