Los sentidos humanos como factor clave

Así es ‘La Escuela de Los Sentidos’ de Seat

seatescuelasentidos001hq
Así es ‘La Escuela de Los Sentidos’ de Seat
Antonio Moraleja
Antonio Moraleja
Seat ha puesto en marcha una nueva formación para entrenar la vista, el tacto, el oído y el olfato de los empleados que certifican la calidad de los coches.


El departamento de calidad de Seat ha puesto en marcha el Centro de Entrenamiento de los Sentidos, en el que los inspectores, encargados de la última revisión de los coches antes de que salgan de fábrica y lleguen al cliente, reciben una nueva formación para ejercitar la vista, el oído, el tacto y el olfato con el objetivo de detectar cualquier mínimo fallo.

Aunque los sentidos sean cualidades innatas de las personas, es necesario entrenarlos para aprender a sacarles el máximo partido. El ser humano es capaz de percibir más de 10.000 olores diferentes, captar sonidos que van desde los 20 Hz hasta los 20 KHz y diferenciar millones de colores.

Teniendo en cuenta estos datos, el nuevo Centro de Entrenamiento de los Sentidos tiene el objetivo de mejorar y exprimir al máximo los procesos de certificación de calidad de los coches antes de ser entregados al cliente. La formación que aquí se realiza consiste en ejercicios prácticos como los test olfativos o detectar posibles sonidos discordantes en un simulador.

Además de esto, los responsables de certificar la calidad de los vehículos, definidos como «detallistas, observadores, perfeccionistas y precisos», son capaces de, después de la formación, de detectar «desviaciones de 1 milímetro o pequeños cambios de color muy difíciles de percibir a simple vista».

Para revisar correctamente la calidad de los coches, el equipo realiza una pauta de movimientos determinada, de ocho minutos, alrededor del vehículo. Examinan su interior, el exterior y que las puertas y el maletero se ajusten bien para poder darle al coche la ´Q´ de calidad antes de que salga de la línea de producción. El personal humano en Martorell cuenta con la ayuda de 2.000 robots en el taller de Chapistería y 125 robots autónomos de los talleres 9 y 10 de Montaje.

Alrededor de 260 de inspectores de Calidad participarán en este curso: tanto personal nuevo como los trabajadores en activo, que actualizarán sus conocimientos cada dos años.