Qué coche me compro

¿Seat Ateca o Subaru XV para un uso mixto por asfalto y caminos?

¿Seat Ateca o Subaru XV para un uso mixto por asfalto y caminos?
Pablo J. Poza
Pablo J. Poza

Un lector nos plantea una duda de compra entre el Subaru XV y el Seat Ateca, dos vehículos que juegan en el mismo segmento pero cuya oferta comercial es bien diferente.


C.H.H. nos escribe desde Móstoles (Madrid). Tiene dos coches y busca un SUV que los sustituya y que le sirva para todo: viajes, ciudad y escapadas fuera de carretera con la familia, ya que les gustan la naturaleza, las rutas en bicicleta de montaña y el senderismo. Tiene un presupuesto de 28.000 euros y valora la habitabilidad, el consumo y la posibilidad de circular fuera del asfalto con unas ciertas garantías.

Nuestro lector realiza 15.000 kilómetros al año, no tiene una preferencia clara por ningún combustible y se ha fijado en el Seat Ateca Xcellence y en el Subaru XV, del que piensa que quizá no le haga buen servicio por su menor capacidad de maletero.

¿Seat Ateca o Subaru XV?

Ver Galería

Desde nuestro punto de vista, estamos ante dos opciones interesantes, pero hay que matizar algunas cuestiones. Si se trata de salir del asfalto con cierta asiduidad, entendemos que la tracción total es imprescindible. Ante un banco de arena, un camino embarrado, nevado o una simple cuesta deslizante, los 4×2 no ofrecen suficientes garantías de movilidad.

Con esto en mente, la actual gama del Seat Ateca plantea el problema de que en estos momentos no hay ninguna versión de tracción total, por lo que directamente tenemos que desaconsejarlo para este uso. Sí cuenta con tracción total el Cupra Ateca, pero se escapa, con mucho, del presupuesto. Y dentro de unos meses también llegará el sistema de tracción total 4Drive aparejado al motor 2.0 TDI de 150 CV, con el cambio automático DSG de siete relaciones… pero de momento no está a la venta.

El Subaru XV peca, como bien apunta nuestro lector, de un maletero algo justo, con 385 litros en el caso del 1.6 y 340 en el caso del 2.0, que ve reducido su tamaño para alojar la batería del sistema híbrido. El 1.6 entra en el presupuesto (hay versiones de 22.850 a 27.950 euros), y es muy buen todocamino gracias a su sistema de tracción total permanente, si bien sus prestaciones resultan bastante pobres, mientras que su consumo no es bajo.

Si pudiéramos subir un poco de presupuesto (32.950 euros), nuestra recomendación es el Subaru Forester, que lleva el motor 2.0 con sistema de propulsión híbrido (etiqueta Eco), es un gran todocamino, con tracción total permanente, bastante espacio en las plazas traseras y un generoso maletero de 509 litros.

Y por 28.000 euros, con un maletero de ese tamaño y con tracción total, no hay más. Si subimos el presupuesto a los 30.000 euros, podemos hacernos con un Škoda Octavia Scout 2.0 TSI DSG de 190 CV, que es cómodo, amplio (610 litros de maletero), rápido y se defiende bien fuera del asfalto. Y subiendo aún más el precio nos encontramos no solo con el mencionado Subaru Forester, sino también con el Škoda Karoq TDI, el Kia Sportage 1.6 TGI y el Subaru Outback 2.5i; todos ellos fantásticas opciones.

 

Seat Ateca