Disminuirá la huella ambiental

El 25% de los plásticos que utilizará Volvo en 2025 serán reciclados

volvo
El 25% de los plásticos que utilizará Volvo en 2025 serán reciclados
Álvaro Ruiz
Álvaro Ruiz
Volvo planea adaptar la producción de su gama para minimizar la huella ambiental. Entre los objetivos de la marca sueca figura que, en 2025, el 25% de los plásticos utilizados en sus coches sean reciclados.


Volvo se ha comprometido a minimizar su impacto ambiental y, para ello, además de electrificar parte de su gama -incluyendo la creación de la submarca Polestar– y renunciar a los motores diésel, adaptará la producción de sus vehículos para que el 25% de los plásticos que utilicen sean reciclados en 2025. Para lograrlo, la marca sueca ha pedido más colaboración a sus proveedores y ha animado a otros fabricantes para que sigan su ejemplo con la intención de preservar el medio ambiente.

El objetivo de Volvo es ambicioso, ya que, actualmente, solo el 5% de los plásticos empleados en sus coches son reciclados. A pesar de ello, «Volvo Cars se compromete a minimizar su huella ambiental global«, afirmó Håkan Samuelsson, presidente y CEO de Volvo Cars.

Un Volvo XC60 distinto al resto

Volvo XC60 plástico reciclado

Para anunciar su nueva estrategia medioambiental, Volvo ha utilizado un XC60 T8 PHEV fabricado con plásticos reciclados y procedentes de redes de pescar, cuerdas marítimas, fibras de botellas de plástico y una mezcla de algodón reciclado que proviene de los recortes que desechan los fabricantes de ropa al confeccionar sus prendas. De esta forma, el túnel de transmisión, las alfombrillas o el tapizados de los asientos utilizan este tipo de materiales sostenibles. Para el aislante que cubre el capó para absorber el sonido del motor, la firma de Gotemburgo ha utilizado una combinación de fibras recicladas obtenidas de los asientos de algunos Volvo que se habían mandando al desguace.

Volvo XC60 reciclaje

Por parte de la ONU, el plan de Volvo ha sido recibido con los brazos abiertos, ya que es la primera vez que una firma intenta obtener residuos como materia prima para fabricar sus nuevos vehículos. «Necesitamos ver una situación en la que el desperdicio de plástico comience a tener más valor y los procesos para transformarlo en algo nuevo también avanzarán«, ha explicado a Reuters el representante de la Onu Erik Solheim.

 

Volvo XC60