El renting está de moda

cocherenting 1
El renting está de moda
Autofácil
Autofácil


El renting de vehículos está de moda. Solo tenemos que ver todas las facilidades que ofrecen webs como la de Renting Car FaCil para comprender el motivo de la enorme popularidad de esta forma de disfrutar de un vehículo, que lo simplifica todo al máximo.

¿Qué es el renting de coches?

Antes de profundizar en las ventajas que tiene el renting de vehículos y explicar por qué está creciendo tanto en los últimos años, conviene que definamos claramente qué es el renting, que es una forma de poseer un coche diferente a otras como la adquisición en propiedad con financiación o el leasing.

Con el renting, no adquirimos la propiedad del vehículo. Se trata en realidad de algo más parecido a un alquiler a largo plazo, pero incluyendo también otros servicios en una única cuota mensual.

El renting estaba reservado hasta hace pocos años a autónomos y empresas, pero desde hace algún tiempo, también se ha extendido mucho entre los particulares.

Con el renting, el usuario puede disponer plenamente de un vehículo durante el tiempo que se estipule en el contrato. A cambio, pagará una cantidad mensual, sin tener que hacer desembolsos previos como entradas o fianzas. En esa cuota única mensual, no solo se incluye el precio del alquiler del vehículo, sino que lleva también aparejado todos los costes variables que tiene cualquier vehículo, exceptuando el de combustible. Así, el conductor no tiene que pagar por los mantenimientos mecánicos ni las posibles averías; tampoco por el seguro del coche ni por los impuestos de circulación.

Todos los gastos asociados al coche se convierten en un gasto fijo mensual, no hay gastos variables. No hay que pagar ni por cambios de aceite, ni por ITV, ni por cambios de neumáticos. Con el renting, tenemos un mayor control financiero, puesto que sabemos todos los meses lo que tendremos que pagar, sin sorpresas.

Al final del contrato de renting, el conductor devuelve el coche a la empresa y no tiene que pagar nada más. Puede incluso sacar otro coche, con otro contrato, y volver a empezar a disfrutar de las ventajas de un coche nuevo sin los inconvenientes que tienen los vehículos en propiedad.

Ventajas del renting de coches

Coches de renting

Las ventajas de los renting de coches son varias. Detallamos las más destacables a continuación.

  • Ahorro: se ha calculado que, de media, el renting ofrece una ahorro de entorno a un 20% en comparación con otros modos de adquisición de vehículos. Esto se debe a la economía de escala que hay detrás de esta figura. Los ahorros en los costes de adquisición, seguros y mantenimientos se pueden trasladar al conductor final, que lo ve reflejado en una cuota única con precio muy competitivo.
  • Todos los costes variables se convierten en gastos fijos. Sabemos a fin de mes lo que tenemos que pagar por conducir nuestro vehículo sin gastos imprevistos. Esto supone una enorme ventaja para las empresas, pero también para los particulares.
  • No hay que hacer desembolsos iniciales como la posible entrada que no cubra el préstamo o importe total de la compra si se hace al contado. Tampoco tenemos que contratar seguros ni pagar impuesto de matriculación. Desde el primer día, pagando la cuota mensual, podemos disfrutar de nuestro vehículo.
  • El coste de financiación se reduce, puesto que solo se aplica sobre las cantidades que se amortizan en el plazo establecido en el contrato, y no sobre el total de coste de venta del vehículo.
  • Fiscalmente, para las empresas tiene un gran interés puesto que la totalidad de la cuota se deduce como cualquier otro gasto de servicio. No está sometido a las tablas de amortización, y el importe íntegro que se paga es deducible en el Impuesto de Sociedades o en el de IRPF.
  • La contabilidad del renting es mucho más sencilla que la del leasing o la adquisición mediante préstamos. El vehículo no se incluye en el activo de la empresa, lo que permite tener mayor liquidez.
  • No incrementa el nivel de endeudamiento de la empresa, al no tener que contratar préstamos para la adquisición de este activo.
  • Simplifica mucho la gestión de flotas porque vamos adquiriendo coches por plazos más cortos en función de nuestras necesidades, sin tener que tener recursos ociosos cuando no los necesitamos.

Renting de coches nuevos y de coches usados

El renting se puede hacer sobre vehículos nuevos y también sobre vehículos usados. En los vehículos nuevos, tenemos todas las ventajas y sensaciones que suponen estrenar un coche. En el de vehículos usados, nos encontramos con coches de pocos kilómetros, revisados y comprobados, que funcionan perfectamente y que son casi nuevos. No disfrutamos de ese placer de estrenar, pero, en cambio, conseguiremos unos ahorros muy interesantes porque vamos a pagar menos cuota mensual.

Todo lo demás es lo mismo en nuevos y usados: cuota única, todo los servicios incluidos en el precio, tratamiento fiscal, etc.

Por qué es interesante el renting para los particulares

El renting se ha consolidado como una opción más en el mercado de particulares porque la mayor parte de las ventajas que tiene el renting también son aplicables a éstos. Cualquier persona que necesite un coche ahora, pero no quiera hacer un gran desembolso a largo plazo, puede tener un coche de renting de una forma muy flexible. No tiene que ir a un banco para pedir una financiación. Puede tener un coche por plazos cortos, a partir de un año, con lo cual no está comprometiendo su futuro financiero en exceso.

La tarifa plana que supone la cuota mensual permite cuadrar mejor los presupuestos mensuales. Sabemos lo que tenemos que dedicar al vehículo todos los meses.

Actualmente, las situaciones son muy cambiantes. Adquirir un vehículo nuevo supone una gran inversión que puede ser un lastre en el futuro. En cambio, con el renting, tomamos una decisión a un plazo más corto. Si tenemos un contrato de trabajo de uno o dos años, y necesitamos un coche, pero no sabemos qué va a ser de nosotros en el futuro, firmar un contrato de renting es la decisión más acertada porque no nos estamos atando con un coche que después puede que no necesitemos.

Solo tenemos que echar un vistazo a Renting Car Facil para ver todos los coches que podemos tener a nuestra disposición con todos los gastos incluidos pagando una interesante cuota mensual.