Ferrolineras o como aprovechar la frenada de los trenes para recargar coches eléctricos

adif0110303 001portada
Ferrolineras o como aprovechar la frenada de los trenes para recargar coches eléctricos
Nicolás Merino
Nicolás Merino

Adif ha patentado un sistema mediante el cual aprovecha la frenada regenerativa de los trenes para cargar los vehículos eléctricos en sus estaciones.


La frenada regenerativa no es un proceso exclusivo de los coches eléctricos, y es que los trenes también disponen de este sistema. El Administrador de Infraestructuras Ferroviarias, en adelante Adif, ha presentado la evolución de un proyecto iniciado hace años denominado ferrolineras. Dicho proyecto ha desarrollado un sistema para recargar las baterías de vehículos eléctricos mediante una red de puntos de recarga conectados a la red de distribución de Adif en estaciones y aparcamientos.

Mitsubishi Outlander PHEV: el SUV híbrido más completo

Esta novedosa forma de recargar vehículos arrancó su desarrollo en 2010 y el objetivo era cargar los vehículos desde la propia catenaria o desde un almacenamiento de energía eléctrica del sistema de frenado y se encuentra en la subestación de ferrocarril eléctrico. El sistema consiste en aprovechar la energía eléctrica procedente de las subestaciones eléctricas que alimentan la catenaria, almacenar la energía limpia generada mediante la aplicación del frenado regenerativo de los trenes, y sumarla a la energía fotovoltaica recogida en las marquesinas de los aparcamientos de algunas estaciones, dotadas de paneles fotovoltaicos.

frenada regenerativa adif

Profundizando un poco más, la energía generada durante la frenada del tren -unos 25 kWh- iría a parar a un volante de inercia (energía cinética). La energía es proporcionada al volante por un motor eléctrico acoplado al mismo eje, mediante el cual el volante eleva su velocidad hasta su valor nominal (proceso de carga). La devolución de la energía se realiza haciendo funcionar a la máquina eléctrica como generador. En este proceso el volante de inercia reduce su velocidad hasta un valor mínimo de diseño (proceso de descarga).

frenada regenerativa adif1

Las posibilidades de despliegue son enormes: hay más de 1.500 localizaciones posibles en otras tantas dependencias de Adif y más de 13.000 km de vías. En la actualidad, además del ubicado en el parking de la estación de Málaga María Zambrano, hay otro punto en el Centro de Tecnologías Ferroviarias (CTF), ambos utilizados ya de forma habitual por usuarios de vehículos eléctricos. De ampliarse al resto de estaciones gestionadas por Adif esto supondría un gran paso para la democratización del vehículo eléctrico.