¿Cuál es la multa por frenar bruscamente antes de un radar?

radar perales iborra 1068x601 1
¿Cuál es la multa por frenar bruscamente antes de un radar?
Javier Jimenez
Javier Jimenez

Si circulas de manera habitual por un tramo con radares, es muy probable que hayas reducido drásticamente la velocidadacercarte a un cinemómetro. Además de ocasionar retenciones de tráfico, esta conducta también puede ser motivo de multa. A continuación, te explicamos la razón.


Lo cierto es que no existe ningún sistema de medición ni radar fijo en carretera capaz de detectar una deceleración brusca. No obstante, en el caso de que una patrulla de la Guardia Civil advierta cómo un vehículo frena de manera repentina cerca de un radar o control para evitar ser sancionado, puede considerar emitir una multa al conductor.

Es importante recalcar que esa frenada ha de ser lo suficientemente intensa como para que los agentes consideren que la acción compromete la seguridad del resto de conductores de la vía. El hecho de aminorar la velocidad de forma prudente al aproximarse a un radar no ha de ser considerado como una acción peligrosa, ni mucho menos puede ser motivo de sanción.

multa por frenar antes de un radar

Pegar un frenazo para evitar una multa puede ser bastante peligroso, sobre todo si consideramos el impacto que tiene en la distancia de seguridad que se debe mantener entre un vehículo y otro. Teniendo esto en cuenta, el artículo número 53 del Reglamento General de Circulación señala que »Salvo en caso de inminente peligro, todo conductor, para reducir considerablemente la velocidad de su vehículo, deberá cerciorarse de que puede hacerlo sin riesgo para otros conductores y estará obligado a advertirlo previamente del modo previsto en el artículo 109, sin que pueda realizarlo de forma brusca, para que no produzca riesgo de colisión con los vehículos que circulan detrás del suyo».

Así las cosas, el apartado 2 de este mismo artículo afirma que »Las infracciones a las normas de este precepto tendrán la consideración de graves, conforme se prevé en el artículo 65.4.c) del texto articulado». En este sentido, si los agentes valoran que la frenada ha sido demasiado brusca, o no se ha advertido debidamente a los vehículos que circulan por detrás, la conducta será considerada como infracción grave, lo cual conlleva una multa de 200 euros sin detracción de puntos.

radar de tramo

Por otro lado, cabe recordar que en los últimos años la DGT ha reforzado considerablemente su dotación tecnológica con nuevos dispositivos para vigilar el exceso de velocidad en nuestras carreteras. Según anunció el organismo dirigido por Pere Navarro el pasado mes de marzo, a lo largo de 2021 se instalarán 45 nuevos radares de tramo que se sumarían a los 1.375 radares que hay actualmente en España, de los cuales 750 son fijos, 543 móviles y 82 de tramo.

Los radares de tramo se encargan de controlar la velocidad media a la que el conductor ha circulado entre un punto A y un punto B. Para evitar una sanción, los usuarios deben mantener una velocidad de marcha no superior a la indicada entre ambos puntos. En este sentido, cabe recordar que circular por debajo del 50% de la velocidad permitida también está considerado motivo de multa.

También encontramos los radares dobles y en cascada. Los primeros son fijos y están situados en distancias de apenas unos kilómetros. Por su parte, los radares en cascada son controles móviles que se sitúan muy cerca de la posición en la que se ubican los radares fijos. Esto permite detectar si un conductor, una vez superado el dispositivo, acelera de manera excesiva bajando la guardia.