Cinco tramos situados en Guipúzcoa; y sólo para camiones

Estas serán las próximas carreteras de peaje que llegarán a España

Enrique Espinós
Enrique Espinós
El pago por uso de las carreteras parece que ha llegado para quedarse a partir de 2024. El director de la DGT señala que serán “tarifas asequibles”, pero la Diputación de Guipúzcoa, mientras tanto, obligará al pago en 2023 si se circula por algunos tramos de sus vías.

El concepto de las carreteras de peaje lleva asustando a los conductores españoles desde 2021, cuando el actual Ejecutivo lo planteó como una alternativa de mantenimiento de las vías españolas. Pese a la polémica que ha levantado esta medida entre los usuarios, el Gobierno ha mantenido esta medida, que debería entrar en vigor a comienzos de 2024 y que incluso incluyó en el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia remitido a la UE.

Las carreteras de peaje siguen vigentes en la agenda del Gobierno. Ya lo manifestó el Secretario General de Infraestructuras, Sergio Vázquez el pasado octubre, afirmando que el Gobierno establecería “un sistema de verificación” y lo ha reiterado hace unos días Pere Navarro, el director general de la DGT, al declarar que el futuro sistema se basará en «tarifas asumibles».

Los conductores exentos en las carreteras de peaje

Pero, por otro lado, Tráfico ha señalado tres casos en los que los conductores no abonarían ningún importe al usar las carreteras de peaje. Son los siguientes:

  • Quien realice el recorrido para ir y volver del trabajo
  • Quien realice el recorrido para ir y volver de su centro de estudios
  • Quien realice el recorrido por un tema médico
carreteras de pago conductora

Y es que Navarro explicó que “por ejemplo, el viaje diario, el cotidiano por tema laboral, el conductor que tiene que coger la autovía cada día para ir y volver del trabajo; éste queda exento del pago, si no lo ‘crujiríamos’. El viaje obligado por razones de estudio también. Perfectamente, se podría poner que la abuelita cuando va al médico también quede excluida… Es decir, que hay un cierto margen de maniobra”, explicó el director general de Tráfico.

Mientras, Guipúzcoa suma otras cinco carreteras de peaje

Mientras la medida del pago por uso en las carreteras sigue adelante a nivel nacional, su aplicación ya se está llevando a cabo en determinadas regiones del país. La pionera es Guipúzcoa, que ya estableció la primera de estas carreteras de peaje en su territorio a comienzos de este año 2022 y que prevé establecer el pago por uso en cinco tramos de su red de carreteras.

En concreto, el pleno de las Juntas Generales de Bizkaia aprobó recientemente una norma foral que permitirá implantar, a partir de 2023, el pago por uso en cinco tramos (que suman en total 101 km) de vías hasta ahora totalmente gratuitas.

Camiones circulando en atasco

Eso sí, el sistema de pago por uso mediante arcos de “free-flow” (que requiere registrar una matrícula para realizar el cargo a una cuenta asociada a este vehículo) sólo se aplicará a los vehículos de más de 3,5 toneladas; esto es, a los camiones.  

Las carreteras y, más concretamente, los tramos que pasarán a ser de pago son los siguientes:

  • En la BI-625, el tramo entre Basauri y Llodio.
  • En la N-240, el recorrido entre el valle de Arratia y el puerto de Barazar.
  • En la A-8, el tramo entre Basurto y El Haya.
  • En la N-636, el puerto de Kampazar.
  • En la BI-30 o Corredor del Txorierri, el tramo entre Rontegi y Erlentxes.