Fotos espía del Sony Vision-S 2022: el coche eléctrico de Sony continúa su fase de desarrollo

Primeras fotos espía del Sony Vision-S
Fotos espía del Sony Vision-S 2022: el coche eléctrico de Sony continúa su fase de desarrollo
Javier Jimenez
Javier Jimenez
A comienzos de 2020, el gigante tecnológico nipón presentó en el CES 2020 de Las Vegas el Sony Vision-S, un automóvil 100% eléctrico de 268 CV que obedece a un planteamiento muy similar al que reflejan los modelos de Tesla. Un año más tarde, nos llegan las primeras imágenes dinámicas del coche.

A pesar de que aún se desconoce si el eléctrico japonés se convertirá finalmente en un vehículo de producción, Sony continúa trabajando en el plan de desarrollo del Vision-S. Lo más probable es que este proyecto termine materializándose bajo el nombre de otro fabricante; al menos así lo anunciaban los asiáticos el pasado mes de enero. También es posible que Sony se limite a vender su tecnología a otras marcas.

¿Cómo es el Sony Vision-S?

Primeras imágenes espía del Sony Vision-S
Primeras fotos espía del Sony Vision-S en movimiento

Ahora, los fotógrafos espía de CarPix nos hacen llegar las primeras imágenes en movimiento de uno de los prototipos del enigmático Sony Vision-S. La unidad en cuestión ha sido cazada mientras rodaba en una pista cerrada en Europa y luce un discreto camuflaje. Para dar forma a este Vision-S, Sony se ha apoyado en Magna Steyr que, en los últimos años, ha sido la encargada de dar forma a vehículos como el Toyota Supra, el BMW Z4 o el Mercedes-Benz Clase G

Tan solo se han desvelado unos pocos detalles técnicos del Sony Vision-S. Solo sabemos, según ha indicado la marca japonesa, que estará impulsado por dos motores eléctricos que desarrollan una potencia combinada de 268 CV. Gracias a ello, es capaz de acelerar de 0 a 100 km/h en 4,8 segundos y alcanzar una velocidad máxima de 240 km/h.

Sony Vision S

El eléctrico japonés equipa un total de 33 sensores de imagen CMOS y un lector LiDAR repartidos por su carrocería encargados de controlar todo lo que rodea al vehículo, pero también de lo que ocurre en su interior para ofrecer la mejor experiencia posible. Toda esta tecnología permite dar soporte a un sistema de asistencia a la conducción de nivel 2. El objetivo final de Sony pasa por proponer un sistema de conducción autónoma que incluso permita a los pasajeros disfrutar de una partida de PlayStation mientras el coche conduce solo.

 

Noticias Coches Eléctricos