Razones por las que contratarías una empresa de transporte de coches

transportecoches
Razones por las que contratarías una empresa de transporte de coches
Nicolás Merino
Nicolás Merino

El mercado de las cuatro ruedas es uno de los que más peso tiene en España. De ahí que empresas y particulares necesiten cada día un servicio de transporte de vehículos. Te contamos las ventajas de este tipo de empresas y en qué fijarte a la hora de elegir una.


Es muy común ver en las carreteras españolas a camiones repletos de vehículos nuevos que van desde la fábrica hasta el mismo concesionario. El transporte de coches es una forma rápida y económica también accesible para particulares. Por ejemplo, si has comprado un vehículo online y quieres que te lo envíen a tu domicilio, o si vas a mudarte a otra ciudad y tu coche está averiado o simplemente no te apetece asumir el riesgo de conducir durante horas.

Si nunca has oído hablar de ello, puede que te surjan ciertas inseguridades, puesto que un vehículo tiene un gran valor. Por eso, vamos a mostrarte las ventajas de contratar una empresa de transporte de coches en España. Contratar una empresa de transporte de coches tiene muchos beneficios. Por eso es una solución en auge en los últimos años entre quiénes se mudan, cambian de residencia o comprar un vehículo por Internet.

Lo primero de todo es el ahorro económico. Un desplazamiento largo conlleva gastos de combustible y peajes, además del propio desgaste que sufre el coche. Además, cuando se necesitan trasladar varios vehículos resulta mucho más rentable hacerlo de forma conjunta que uno por uno. Una empresa de transporte de coches ofrece este servicio con un camión portavehículos y evita estos gastos asociados.

Especialmente si el vehículo que queremos está lejos, esto implica un aumento en las posibilidades de sufrir un accidente. Con una empresa de transporte de coches, te olvidas de todos ellos. Si quisieras remolcar tú mismo el vehículo necesitarías una serie de licencias así como cumplir con ciertos protocolos para cargarlo y transportarlo de forma legal. Por eso, resulta más práctico y económico contratar una empresa de transporte de coches profesional.

Qué formas de transporte de coches existen

Camión transportando coches

Existen varias formas de transporte de coches en España. Elegir uno u otro depende de la ruta a realizar y puede repercutir en el precio del servicio.

  • Con remolque: están los remolques ligeros con una Masa Máxima Autorizada (MMA) de hasta 750 kg y los remolques pesados con una MMA superior a 750 kg. Estos últimos son los que se utilizan para el transporte de coches por España. Pueden conducirse con el permiso B, siempre y cuando la MMA del conjunto sea inferior a 3500 kg. Si es superior a 3500 e inferior a 4250 kg requiere la conducción con carnet B96. Si la carga supera esa cifra pero no los 7000 kg es necesario permiso B+E. Los remolques no ligeros tienen limitación de velocidad a 80 km/h en autopistas y autovías y a 70 km/h en carreteras. En el transporte de coches, tanto el remolque como su sistema de enganche deben haber pasado la ITV y estar regularizados.
  • Con grúa: este tipo de grúa cada vez está más en desuso, debido a que el anclaje mediante cadenas alrededor del bastidor del vehículo puede ocasionar desperfectos. Su uso va quedando restringido a transportar coches que van sin llantas delanteras o traseras.
  • Con camión portavehículos: tiene la ventaja de que permite cargar varios vehículos a la vez y por tanto abarata los costes. Existen el camión abierto, que es el más común y el cerrado, que impide que la carga sea vista desde el exterior y la protege de las inclemencias del tiempo. Los vehículos se cargan mediante una larga rampa que facilita el acceso del coche a la plataforma. Una vez en ella se usan anclajes para asegurarlo.

En qué fijarte al elegir una empresa de transporte de coches

Ante las dudas que puedan surgir sobre el transporte nuestro coche, es necesario conocer de antemano cómo funciona la empresa de transporte de coches en cuestión. Además, existen una serie de indicadores para elegir la compañía adecuada.

Por ejemplo, la experiencia. La experiencia es un grado y en el caso de una empresa de transporte de coches, la mejor garantía de capacidad de respuesta ante cualquier incidente. Además es fundamental que cuente con un equipo experto y solvente. El volumen de servicios que realiza también es importante. Si tiene una cartera amplia de clientes, es porque ofrece un servicio de calidad.

Que cuente con seguro es fundamental si el vehículo ha sufrido algún tipo de percance durante el transporte. Desde luego, lo normal es que no haya ningún problema, pero siempre conviene estar preparado ante imprevistos como robos, accidentes o incendios. Por eso, al solicitar el servicio de la empresa de transporte de coches, cerciórate de que incluya un seguro a todo riesgo.

Cuanto más moderna y actualizada sea la flota de portavehículos de la empresa, mucho más seguro será el traslado. Por eso, si es posible, infórmate sobre este aspecto antes de contratar tu empresa de transporte de coches. En un servicio como es el de transporte de coches, la puntualidad es fundamental. Retrasos en las fechas acordadas pueden ocasionarte inconvenientes, por eso, asegúrate de que tu empresa prioriza este aspecto.