Por qué no baja más la gasolina

e4tcm7
Por qué no baja más la gasolina
Enrique Espinós
Enrique Espinós
Desde junio de 2014, el precio del petróleo ha descendido un ¡55,65%!*. Eso se ha traducido en una bajada del precio medio del combustible que, a finales de 2014, llegó a establecerse en cerca del 'litro por euro'. Sin embargo, en realidad, el gasóleo sólo bajó un 20% y la gasolina un 23,28%**. ¿Por qué el descenso no ha sido del 55,65%?


¿Qué esta pasando?

Actualmente, el gasóleo cuesta, de media, en torno a 1,08e/l y la gasolina, unos 1,17 euros/l -en diciembre de 2014 llegó a 1 euros/l de diésel y a 1,06 euros/l de gasolina-. Aunque sea un motivo de alegría -a 30 de junio de 2014, el gasóleo valía, de media, 1,35 euros/l por los 1,46euros/l de la gasolina-, ¿por qué el descenso de su precio no es similar al del petróleo?

La estimación de la demanda mundial de crudo ha descendido. La Agencia Internacional de la Energía -AIE- rebajó, en diciembre de 2014, la previsión de crecimiento de la demanda mundial de petróleo para 2015. Si bien el consumo de petróleo aumentará, según AIE, en 900.000 barriles diarios; sólo alcanzará los 93,3 mill. de barriles/día en comparación con los 93,6 mill. previstos y los 92,4 mill. de barriles consumidos en 2014.

EE.UU. ha aumentado su producción de gas y crudo y ha empezado a exportarlo; cosa que no hacía desde€ ¡1979! La AIE estima que, para 2015, se convertirá en el primer productor de crudo del mundo -N. de la R: Gracias a la extensión del fracking-, superando a Arabia Saudí y Rusia.

El pasado 27 de noviembre, la OPEP -Organización de Países Exportadores de Petróleo- decidió mantener la producción de crudo en 30 mill. de barriles/día, lo que no rebaja la oferta y no encarece los precios. Los expertos creen que es una estrategia para castigar el fracking.

Fracking, un procedimiento muy contaminante

¿Qué es? Método de extracción que se ha generalizado en las últimas décadas y ha ayudado a aumentar la producción de gas y crudo en EE.UU. Permite extraer gases no convencionales de subsuelos formados por rocas poco porosas, por ej, de pizarra.

Por qué no baja más la gasolina

¿Cómo funciona?

1.- Se perfora verticalmente un pozo en el subsuelo a gran profundidad hasta llegar a donde está el gas.

2.- Una vez allí, se perfora horizontalmente a lo largo de cientos de metros -hay pozos de más de 4 km- y se fractura la roca por medio de explosiones.

3.- Le sigue la inyección a presión de toneladas de una mezcla de agua, arena, estabilizantes del terreno y componentes químicos… que agrandan las grietas y permiten que el gas y los hidrocarburos se filtren al pozo, desde donde se bombean hacia la superficie.

4.- El gas y el crudo se separan del agua contaminada, que se almacena en balsas de evaporación excavadas sobre el terreno.

Sus problemas El fracking resulta muy dañino para el medio ambiente. Además de un enorme gasto de agua -se estima que un solo pozo requiere entre 9.000 y 29.000 m3-, se emiten sustancias contaminantes, algo que ratifica un informe de 2011 de la Comisión de Medio Ambiente del Parlamento Europeo, que aseguraba que produce una «emisión de contaminantes a la atmósfera, contaminación de las aguas subterráneas [€] provocados por escapes o vertidos, fugas de líquidos de fracturación y descargas no controladas de aguas residuales».

Por qué no baja más la gasolina¿Por qué el precio del combustible no baja igual que el del crudo?

El inversor independiente y blogger Antonio García -puedes seguir sus post en diarios como 20 minutos (http://lablogoteca.20minutos.es) y su blog brokertradingtop.blogspot.com.es- explica las distintas razones por las que ocurre este fenómeno:

1- El precio del carburante no cotiza en los mismos mercados que el del petróleo «El petróleo es la materia prima más comercializada del mundo y está sujeta, [€] a la oferta y la demanda de la coyuntura económica; a conflictos y tensiones internacionales; a las decisiones que puedan adoptar los países productores; a la influencia de los cambios de divisas…[…] e incluso, como en estos momentos, a una menor demanda debido a la ralentización de las principales economías [€].

«Los precios de los combustibles que adquiere España son marcados por la oferta y demanda en los mercados de contratación al por mayor del Mediterráneo y Norte de Europa» -N. de la Redacción: específicos para el combustible-, que son «diferentes a [los precios del] mercado del crudo». Además, el precio del carburante antes de impuestos [es más elevado porque] ya incluye los costes adicionales de comercialización, distribución, gastos financieros… -ver ´¿Qué compone el precio´-«, lo que conlleva que el descenso de precios del combustible sea inferior al del petróleo.

2- En esos mercados, los precios no se establecen de la misma forma «Mientras que para el crudo la cotización la podemos saber en tiempo real y corresponde al momento actual, el precio de gasolinas y gasóleos se remiten [por estos mercados] los lunes a la Comisión Europea que los publicará los jueves -N. de la R.: en su Boletín Petrolero; puedes consultarlo en bit.ly/1gSQZnL-. Además, el precio [de los carburantes] siempre será la cotización más alta que haya existido durante el día anterior. Por lo tanto, las bajadas [para el consumidor] de dichos productos no se reflejarán hasta la semana siguiente».

3- El cambio dólar/euro afecta al precio de compra «Las cotizaciones del crudo, gasolinas y gasóleos se hacen en dólares, mientras que los carburantes se venden a los usuarios en euros. Al haberse depreciado la moneda europea con respecto al dólar -N. de la R.: el pasado mes de julio, el dólar se cotizaba a 1,36$/e y, a fecha de 7 de enero, lo hace a 1,18$/e, la depreciación es cercana a un 12%, ha hecho que el descenso [final para los usuarios] haya sido menor que el percibido en los mercados» del combustible.

Por qué no baja más la gasolina4- La influencia de los impuestos en el precio del combustible «Del precio que marca el surtidor cuando repostamos, prácticamente el 50% de este corresponde a impuestos. [€] -ver ‘Qué compone el precio…’-.

5- Las compañías han de agotar sus reservas compradas a un precio superior «Las compañías tienen sus reservas de gasolina y tienen que venderla sin pérdidas, por lo que la caída en el crudo no se reflejará hasta que no finalicen esas existencias».

¿Qué compone el precio del carburante?

*Según la AOP, los costes de distribución incluyen el de la estación de servicio -personal, surtidores…-, el del transporte a la estación, el de las reservas estratégicas y el coste adicional del biocarburante.

¿Qué dice el Gobierno?

«Las petroleras no trasladan a los clientes el descenso del precio del combustible»

El último informe de la CNMC -Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia-, correspondientes a final de octubre -descárgalo en bit.ly/1AlLZz4-, señala que «el precio de venta al público de la gasolina 95 en Península y Baleares disminuyó [en octubre] un 3,4% hasta situarse en 1,371 euros/l. El precio promedio del gasóleo A bajó un 3%, respecto a septiembre, situándose en 1,29 euros/l».

Por qué no baja más la gasolina

El ´problema´ es que la CNMC indica que ese descenso queda muy lejos del registrado por los precios internacionales de ese mismo mes: un 9,1% en la gasolina 95 y un 6,9% en el diésel. Además, señala que «la depreciación del euro frente al dólar en el mismo periodo fue del 1,8%», lo que debería haber ayudado también a un menor precio.

Sin embargo, el dato más demoledor de este informe es que, según la CNMC, «los márgenes brutos promedio que obtienen los distribuidores de gasolinas aumentaron en octubre con respecto a septiembre, situándose en 17,9 cént./litro para la gasolina 95 (+5,1%) y en 17,3 cént./l para el gasóleo A (+3,4%)».

¿y las petroleras?

«La mayor parte del precio del carburante son impuestos que se queda el Estado»

Antonio Brufau, el presidente de Repsol, ha declarado que será imposible ver habitualmente el precio del combustible por debajo de la barrera del euro. ¿La razón? «Del precio del combustible, la mitad son impuestos, y de ellos la mayoría son fijos salvo el IVA», por lo que resulta complicado que llegue a los consumidores el total de caída del precio del crudo.

Brufau argumentaba que «un litro de gasolina, cuando el barril está a 100 dólares, le costaría al consumidor 1,59e; y a 10 dólares el barril, le costaría 0,91e/litro de gasolina», lo que, según él, demuestra que «cuando baja el crudo, no se refleja en el precio de venta porque, por los impuestos, una parte muy importante se lo queda el Estado».

La AOP apoya la versión de las petroleras indicando que «comparar las variaciones porcentuales entre el coste de los carburantes al por mayor y el precio en el surtidor es incorrecto».

ultima news

¿Quieres recibir GRATIS
‘Autofácil Semanal’?

Si eres aficionado a los coches y quieres estar al día de las últimas novedades, leer las mejores pruebas y recibir la información más útil regístrate aquí y recibirás cada viernes de forma gratuita nuestro boletín Autofácil Semanal.
Registrate y empieza a disfrutar de ‘Autofácil Semanal’. Ya somos más de 34.000 usuarios los que disfrutamos de la mejor información del mundo del automóvil.