Hablamos con un amigo y mecánico de confianza para comprenderlo

¿Por qué los recambios de internet son mucho más baratos que los de los talleres?

Miguel Tineo
Miguel Tineo
Seguro que te ha pasado alguna vez: has llevado el coche al taller y, al ver la factura, has comparado el precio de un recambio con lo que cuesta en internet y te has llevado una desagradable sorpresa. ¿Te han engañado?

En mis ratos libres, corro en rallyes. O, mejor dicho, participo, que correr es cosa de cobardes… Dejando la ironía de lado, hace unos días estuve en Embarba Motor, el taller donde mi gran amigo Abraham Embarba prepara y mima mi Renault Clio Sport entre carrera y carrera. Y, mientras él montaba la caja de cambios, estuvimos hablando del tema de los recambios. Todo un mundo, sin duda.

recambios coches ocasion valencia

De aquella conversación salieron unas cuantas explicaciones que, creo, harán que mucha gente comprenda por qué los recambios son considerablemente más baratos en páginas web como Oscaro o Autodoc que cuando tú ves su precio en la factura de un taller. Seguramente, para muchos esto no es ninguna novedad. Pero, para otros, puede ser interesante.

Así que hoy, con el previo permiso de Abraham, vamos a intentar aclarar esa parte de la factura. Hoy nos centraremos en los talleres tradicionales e independientes de las marcas de coches. Porque cómo funcionan exactamente los recambistas, los fabricantes o cómo lo hacen los concesionarios oficiales daría para otro reportaje.

Que en Embarba Motor trabajen de esta forma no significa que en todos los talleres lo hagan igual, pero sí creo que representa la realidad en un amplio porcentaje de los talleres de este tipo.

Un supermercado frente a un comercio de barrio tradicional

Mientras termina de montar la caja de cambios de mi Clio, Abraham empieza una de las claves que explica la diferencia de precios. “¿Tú sueles ir a comprar a Alcampo o Mercadona? Pues esto, en cierta forma, es parecido”, me comenta Abraham. “Las grandes empresas de recambios que operan por internet negocian sus compras con unos volúmenes inmensos y eso, al final, les deja más margen. Es similar a lo que ocurre en los supermercados. Pásame esa llave”, me dice mientras se para un poco para ordenar sus ideas a la hora de contarme la película.

“¿Por qué no les compramos a ellos directamente los recambios? Ten en cuenta que lo fundamental para nosotros es que el servicio sea inmediato. En nuestro caso, por ejemplo, trabajamos de forma muy estrecha con Recambios Real, uno de los principales recambistas de Parla, Madrid, donde está situado Embarba Motor.

Cada vez que pedimos un recambio, tarda como mucho dos horas en llegar. Y, si por lo que no sea no nos vale, lo podemos devolver y nos traen otro, también en menos de dos horas, y eso no nos supone coste alguno, sólo tenemos que llamarles. Si no tuviera ese servicio, no podríamos entregar los coches reparados hasta pasados varios días. Como comprenderás, por internet los intervalos de tiempo se alargarían días, o semanas”, me comenta Abraham.

1recambios piezas

“Al final, el recambista es el que asume todo ese coste de transporte, de almacenaje, del personal que lo gestiona… Es un servicio inmediato y puerta a puerta. El recambista no deja de ser un intermediario entre el fabricante y el taller. Y, en muchas ocasiones, son franquicias, con lo que hay otro actor entre el fabricante y ellos. Y todo eso, al final, sube el precio del recambio”, sentencia Embarba.

“También existen las redes de talleres y los que trabajan con determinados grupos de recambistas. Nosotros, por ejemplo, pertenecemos a una red de talleres que se llama CGA, y Recambios Real también está asociado con esa red. Ese tipo de uniones nos permiten ser más competitivos y tener mejores precios y ventajas de otro tipo: formación, imagen… Hay multitud de redes de este estilo”, me aclara.

¿El mismo recambio?

Hay quien opina que en internet se vende mucho recambio pirata. Y, aunque en muchos casos sea verdad, en el de empresas como Oscaro o Autodoc no es así “o, al menos, yo no tengo constancia de ello. Sí sé que ofrecen recambios de primeras marcas, de segundas marcas y, en ocasiones, de marcas desconocidas, pero no lo ocultan. No les hace falta. El cliente, viendo el precio, debe saber distinguir entre algo que es de buena calidad y algo que, si cuesta cuatro veces menos, no puede serlo. Nadie da duros a peseta, que se decía antes…”.

Abraham tampoco cree que este tipo de empresas vendan productos falsificados: “Tampoco tendría mucho sentido que vendiesen recambios piratas falsificados, porque su negocio debe estar en el volumen de venta que tiene, no en engañar a nadie. Para ellos es importante el precio, pero también lo es que sea un buen recambio. Si vendes un mal recambio, no tardará en romperse… y eso es pan para hoy y hambre para mañana”, me argumenta mientras revisa que los últimos tornillos que ha puesto para sujetar la caja del Clio están bien apretados.

herramientastaller

Eso nos lleva a otro punto interesante. ¿Y la garantía? “Sinceramente, no sé cómo lo hacen ellos. Yo sé la garantía que damos los talleres, y nosotros damos esa garantía porque somos los que compramos los recambios a nuestros proveedores de confianza. En Embarba Motor sabemos que las piezas que vienen de Recambios Real son de la máxima calidad, y por eso damos una garantía. Pero aquí no damos una garantía a alguien que nos trae una pieza de origen desconocido porque, ¿y si se rompe? ¿Cómo se sabe si ha sido culpa del recambio o de quien lo ha montado? Por esta razón, nosotros montamos piezas de nuestra confianza. Y, si se rompe, por supuesto que nos hacemos responsables. Este es el motivo por el que en los talleres no son amigos de montar piezas que no sean suyas”.

¿Le deja margen el recambio al taller?

Llegados a este punto, a uno se le ocurre pensar si los talleres siguen quedándose un margen en la venta del recambio. Abraham me explica que “antes, hace años los recambios dejaban mucho más margen. De hecho, había ocasiones en que podías regalar la mano de obra por el margen que te dejaba el recambio. Ahora eso ya no es así. Sí, tenemos un descuento, aunque no es lo de antes. Es más, en algunos casos, incluso hay piezas que nos pueden salir más baratas que si la hubiésemos comprado en Oscaro. Por ejemplo, a nosotros nos pasa con los filtros de la marca Purflux. Nuestro principal proveedor trabaja con ellos, así que ahí tenemos más margen. Ahora bien, si nos llega un coche y no hay referencia de Purflux para su filtro y tenemos que montar por ejemplo un MANN, ya no hay esa ventaja y el recambio es más caro”.

Con todo montado y revisado, Abraham se dispone a bajar el elevador para sacar el Clio y dejarlo aparcado hasta el próximo rallye. Y, mientras baja, realiza una última reflexión: “Es que esto, al final, es una cadena, como la alimenticia o cualquier otra. Los talleres somos simplemente como el carnicero que te vende filetes, te los prepara, te los pone en una bandeja… El problema es que, aunque en ambos casos los intermediarios se puedan quedar unos porcentajes parecidos, la cifra en euros es mucho más abultada por reparar el coche que por un kilo de filetes, y eso termina levantando muchas suspicacias”.