Los mayores cambios, en el interior

Al descubierto la nueva generación del 911

911 1 1
porsche 911 991 frontal tres cuartos
Autofacil
Autofacil


porsche 911 991 frontal tres cuartos

Por fuera, los faros delanteros siempre han sido uno de los elementos más delicados en cualquier nuevo 911. Los puristas consideran que éste jamás debe avandonar sus focos perfectamente redondeados. En esta ocasión, se caracterizan por una forma ligeramente ovalada y una mayor inclinación que en ediciones anteriores. Los LEDs diurnos quedan montados en el paragolpes -igualmente más redondeados, con lo que Porsche sigue la tendencia de toda la industria en cada nuevo modelo-, justo encima de las tomas de aire delanteras, y ahora son más grandes. De perfil, prácticamente lo único que cambia es una longitud ligeramente mayor y, con ella, unas ventanillas traseras más alargadas. Las nuevas llantas dejan traslucir tanto los discos como las pinzas de freno. Por otra parte, la altura al suelo queda ahora más nivelada.

En la trasera encontramos tendencias similares: Unos pilotos más estrechos y estirados se combinan con una tapa del motor de mayor superficie. Las dos salidas de doble escape son ahora redondas en vez de rectangulares.

Es el interior lo que más cambia: Este 911 crea una impresión más de lujo que deportiva, al seguir el estilo del Panamera y el Cayenne. La consola central adquiere mucho protagonismo, extendiéndose desde el salpicadero hasta casi los respaldos de los asientos. El cuadro de instrumentos mantiene sus cinco esferas, pero se caracteriza por que la de la derecha cambia la aguja por una pantalla electrónica, en la que se pueden consultar datos a modo de ordenador de a bordo.

También se conocen ya las motorizaciones con las que contará el 911 991. Para la versión Carrera, un 3.4 seis cilindros bóxer de 350 CV y, para el Carrera S, un 3.8 de 400 CV.

Galería de imágenes