El Bugatti Centodieci concluye con éxito todas las fases de desarrollo y está listo para ser producido

El Bugatti Centodieci concluye con éxito todas las fases de desarrollo y está listo para ser producido
El Bugatti Centodieci concluye con éxito todas las fases de desarrollo y está listo para ser producido
Javier Jiménez
Javier Jiménez
Comienza la cuenta atrás para que Bugatti dé luz verde a la producción del exclusivo Centodieci. Tan solo diez afortunados en todo el mundo tendrán la oportunidad de guardar una de estas piezas de colección en su garaje.

Desvelado por primera vez en el Concurso de Elegancia de Pebble Beach de 2019, el Bugatti Centodieci se presenta como una interpretación moderna del diseño del EB110. Teniendo en cuenta la tremenda exclusividad de este modelo, los de Molsheim tan solo ensamblarán diez unidades. Todas ellas ya han sido adjudicadas y tienen un precio de ocho millones de euros sin incluir impuestos. Las primeras entregas están programadas para finales de este mismo año.

Bugatti Centodieci

Al parecer, tras cuatro años de desarrollo y más de 50.000 kilómetros de pruebas en la pista de Nardo (Italia), el nuevo superdeportivo de Bugatti está listo para la producción. Antes de su periplo por el trazado italiano, el prototipo balnco que vemos en las imágenes también se sometió a pruebas en clima cálido, pruebas en túneles de viento e incluso algunas vueltas rápidas en Nürburgring.

Al igual que otros modelos de serie limitada, como el Divo y La Voiture Noire, el Centodieci se basa, en gran medida, en un Chiron. A nivel estético, el coche presenta un llamativo diseño con ciertas modificaciones sobre la carrocería del Chiron que dotan al superdeportivo de una imagen simplemente arrebatadora. Más allá de su imagen, Bugatti ha aligerado el peso del conjunto en 20 kg respecto al modelo citado.

Bugatti Centodieci

El frontal cuenta con un radiador cuya forma recuerda al empleado en el modelo original. Visto de perfil, los cinco conductos de aire redondos emulan los empleados en el EB110, los cuales iban alojados tras las puertas de tipo ala de gaviota. En la zaga, el motor queda al descubierto, tal y como se podía ver en el modelo de 1991. Las luces traseras están incrustadas sobre una rejilla ventilada, que ayuda a dispersar el calor generado por el motor del coche.

En el plano mecánico, el Centodieci sigue confiando en el W16 de 8.0 litros y cuatro turbos ya presente en el Chiron. En este caso, ha sido actualizado para ofrecer una potencia total de 1.600 CV (100 CV más que el Chiron). Con estas prestaciones, puede completar el 0 a 100 km/h en 2,4 segundos, el 0 a 200 km/h en 6,1 segundos y el 0 a 300 km/h en 13,1 segundos. Alcanza un pico máximo de 380 km/h, una cifra que se queda lejos de los 420 km/h registrados por el Chiron.