¿Skoda Superb u Opel Insignia? Necesito una berlina de ocasión diésel para recorrer 45.000 kilómetros al año

18 ¿Skoda Superb u Opel Insignia? Necesito una berlina de ocasión diésel para recorrer 45.000 kilómetros al año
Skoda Superb 2015 en acción
Enrique Espinós
Enrique Espinós
Nuestro lector Raúl Mora es comercial autónomo, recorre unos 45.000 kilómetros anuales y tiene que cambiar de coche. Busca una berlina seminueva, con buen maletero y que, sobre todo, gaste poco. Su actual vehículo es un Opel Vectra, y duda sobre si repetir con Opel y comprar un Insignia de segunda mano o bien adquirir un Skoda Superb.

Soy comercial autónomo, recorro unos 45.000 kilómetros anuales por toda España (la inmensa mayoría, por autovía) y, en los próximos meses, necesitaré sustituir mi fiel Opel Vectra, que ya tiene 540.000 km. Me ha dado muy buen resultado, sin ninguna avería de importancia en más de 10 años; y, por eso, estoy pensando en repetir marca y adquirir un Opel Insignia.

Concretamente, estoy buscando una berlina diésel de hasta cuatro años, con no más de 70.000 km y de unos 140 CV de potencia. Además, necesito que resulte amplio y cómodo (a veces llevo pasajeros), que tenga un buen maletero (suelo transportar muestras de los productos a los que represento) pero, sobre todo y tal y cómo están las cosas, que gaste poco. ¿Opto por un Opel Insignia o me recomendáis mejor un Skoda Superb? Puedo invertir unos 20.000 euros en la compra de este coche.


¿Te interesa el Peugeot 508 como alternativa a estas berlinas?

Peugeot 508

Solicita una prueba del Peugeot 508

Solicita una oferta del Peugeot 508


Respuesta de Enrique Espinós, redactor de Autofácil:

Tanto el Opel insignia 1.6 CDTi 136 CV como el Skoda Superb 2.0 TDI 150 CV (lee aquí la prueba en profundidad de la berlina checa) entran en tu presupuesto, y son perfectamente válidos para tus propósitos: son grandes (el Superb mide 4,86 m; y el Insignia, 4,90 m), cómodos en carretera y cuentan con maleteros capaces: de 490 litros el Opel, y de unos inmensos 625 litros el Skoda.

De igual forma, ambos vehículos equipan motores diésel modernos y con buena respuesta (el Skoda, al ser más potente, lógicamente ofrece mejores prestaciones), fiables (no se les conoce ningún fallo recurrente) y que, en uso real, gastan bastante poco: tanto es así que, en recorridos mixtos, el Superb ronda un consumo de 5,7 litros/100 km y el Insignia, los 5,8 litros/100 km.

Así las cosas, y pese a que resulta algo más caro como V.0. (también es, técnicamente, un modelo de un segmento superior), te recomendamos el Skoda. Además de lo ya indicado, el Superb ofrece una respuesta más contundente a bajo régimen, una aceleración notable y un interior de mayor calidad, de diseño sobrio (como el del Insignia) pero con plásticos más vistosos. Y en marcha, aunque ambos coches ofrecen un elevado confort de marcha; el del Superb es superior. De hecho, puede parezca mentira en un coche de sus dimensiones, resulta incluso ágil.

Al analizar la habitabilidad interior, el habitáculo del Skoda es más adecuado para transportar a adultos altos, ya que sus plazas traseras destacan sobremanera por el espacio para las piernas y, también por la altura disponible. Y esta última característica es justo un aspecto en el que el Insignia flojea un poco.

Opel Insignia 1.6 CDTi (2018)

Opel Insignia Grand Sport

  • Velocidad máxima: 211 km/h.
  • Aceleración: 0 a 100: 10,5 segundos.
  • Consumo: 4,5 L/100 km (NEDC).
  • Maletero: 490 litros.
  • Precio: Desde 17.000 euros con aprox. 60.000 km.

La elección de Autofácil: Skoda Superb 2.0 TDI (2018)

Skoda Superb

  • Velocidad máxima: 220 km/h.
  • Aceleración: 0 a 100: 9,1 segundos.
  • Consumo: 4,3 L/100 km (NEDC).
  • Maletero: 625 litros.
  • Precio: Desde 18.900 euros con aprox. 65.000 km.

 

Opel Insignia