Dobbertin HydroCar, el coche anfibio del millón de dólares

amphibious hydrocar 1600x1067 1
Dobbertin HydroCar, el coche anfibio del millón de dólares
Nicolás Merino
Nicolás Merino
Tras 10 años de desarrollo y un coste en investigación y desarrollo de 1 millón dólares, el Dobbertin Hydrocar, con su potente motor V8 de 762 CV, es el único vehículo anfibio de alto rendimiento a la venta en el mundo.


Los vehículos anfibios no son algo reciente ni mucho menos, situándose su creación en el s. XVIII. Ya en el Periodo de entreguerras los ingenieros alemanes consiguieron adaptar el chasis de un coche junto al casco de un barco, dando lugar a los primeros coches anfibios con motores gasolina/diésel. Mucho se ha avanzado desde entonces, y actualmente, el pináculo de este tipo modelos lo compone el Dobbertin HydroCar, un coche anfibio de alto rendimiento concebido por el afamado diseñador y constructor de automóviles Rick Dobbertin.

Rick Dobbertin, el padre de la criatura

amphibious hydrocar propeller

Dobbertin es conocido por haber dado forma a las creaciones más radicales y vistosas de vehículos ‘Hot Rod’, ganando varios premios. Más adelante Dobbertin se embarcó en un ambicioso proyecto que supuso la creación del Dobbertin Surface Orbiter. Esta sería su primera máquina anfibia, cuyo objetivo era dar la vuelta al mundo por tierra y mar sin ningún tipo de asistencia. El Surface Orbiter cubrió 44.000 kilómetros, 5.000 de ellos por agua, pasando por 28 países antes de que el proyecto se quedara sin fondos

Así es el Dobbertin HydroCar

amphibious hydrocar open

La experiencia recogida por el Surface Orbiter ha servido para la producción del Dobbertin HydroCar. Se trata de un cruce entre un coche de alto rendimiento y una lancha rápida, y el resultado no ha podido ser mejor. El chasis —con la carrocería unida al bastidor—, del HydroCar ha sido fabricado con aluminio 5086 de grado marino, que destaca por su resistencia y ligereza.

El Dobbertin HydroCar está propulsado por un potente V8 Bill Mitchell Racing de 762 CV de potencia y está asociado a una transmisión manual de 4 velocidades Quadzilla 4L80-E. Detrás de la transmisión hay una caja de transferencia impulsada por un engranaje Atlas que puede enviar potencia hacia las ruedas delanteras en modo tierra o hacia la hélice de la parte trasera cuando está en modo de agua. En tierra, tiene una velocidad máxima cercana a los 265 km/h, mientras que en el agua puede superar fácilmente los 96 km/h.

El HydroCar se puede conducir en tierra durante períodos prolongados gracias a sus pontones laterales articulables, que se pueden subir o bajar. En la posición elevada, las cuatro ruedas están en contacto con el suelo, y en la posición baja, las esponjas forman una lancha rápida con casco de túnel como si de un catamarán se tratara.

amphibious hydrocar interior

Con espacio para dos ocupantes, el interior del Dobbertin HydroCar tiene una clara inspiración aeronáutica con hasta 45 interruptores, 16 sistemas de monitorización LED y 25 indicadores VDO para controlar las diferentes funciones del vehículo. Tres palancas hidráulicas controlan el movimiento hacia arriba y hacia abajo cuando navega por el agua.

El HydroCar se venderá a través de una subasta en la Worldwide Auctioners celebrada en Auburn, Alabama, el próximo 1 de septiembre. Actualmente no tiene un precio fijado ni tampoco reserva, pero viendo el coste derivado de su desarrollo y posterior producción, no será barato.