Puedes cambiarlo tú mismo en menos de una hora y ahorrar 30€

Cómo cambiar el aceite de tu coche

aceite 4
Cómo cambiar el aceite de tu coche
Miguel Tineo
Miguel Tineo
De media, cada dos años o 20.000 km debes cambiar el aceite del motor de tu coche. Te contamos como hacerlo en 9 sencillos pasos.


Cambiar el aceite es una operación de mantenimiento a la que todos los conductores, sin excepción, deben enfrentarse aproximadamente cada dos años o 20.000 km para conservar el motor de su coche. Para ello, puedes acudir a tu taller mecánico; o bien armarte con un aceite de buena calidad, una llave para aflojar la tuerca del cárter y hacerlo tú mismo.

Cómo cambiar el aceite de tu coche

Tapón del aceite1.- Prepara el coche: Circula con el coche hasta que el motor alcance su temperatura normal de funcionamiento -cuando la aguja de la temperatura marque 90º aprox. para que el aceite fluya con más facilidad. Detente, para el motor, accede al vano motor y localiza el tapón de llenado de aceite. Quítalo, pues de lo contrario se generará un vacío que no permitirá que el aceite usado caiga.

2.- Eleva la parte del motor Mientras que el aceite nuevo se echa por la parte superior del motor, el viejo se saca por debajo, de forma que tendrás que meterte debajo del coche. Nosotros hemos empleado un elevador -puedes encontrarlos en boxes de alquiler como los de Johnnie Pyston- pero, si no puedes disponer de uno -o de un foso-, acciona el freno de mano con fuerza, levanta el coche por la parte delantera con un gato hidráulico, coloca las dos borriquetas bajo las puertas delanteras, justo tras las ruedas delanteras, y déjalo apoyado sobre ellas.

Tapón vaciado cárter3.- Introdúcete debajo del coche Localiza el tapón de vaciado en el cárter -es un gran depósito metálico que hay en la parte inferior del motor-. En algunos vehículos, tendrás que quitar primero una gran tapa de plástico denominada cubre cárter para llegar hasta el tapón -va sujeto con unas tuercas en las esquinas-.

4.- Vacía el cárter Coloca el recipiente para recoger el aceite debajo del cárter y quita la tuerca de vaciado para que caiga todo el aceite -normalmente entre cuatro y cinco litros-. ¡¡Ojo!! Al quitar la tuerca el aceite caerá rápidamente y podría quemarte; quítalo con precaución. Por otro lado, espera unos minutos antes de quitar el recipiente ya que podría gotear el aceite.

5.- Cambia siempre el filtro de aceite: Localiza el filtro -lo verás desde debajo del coche si está a un lado del bloque motor o desde arriba si está en la parte superior, y, tras aflojarlo, extráelo. Impregna con un dedo un poco de aceite en la cara interior del filtro nuevo y colócalo, apretándolo con relativa suavidad.

img 08016.- Coloca de nuevo el tornillo del cárter: Pero no olvides sustituir la arandela antes de apretar el tornillo; de lo contrario lo más probable es que gotee aceite a través del tornillo. Tampoco lo aprietes al máximo: ten en cuenta que el cárter es de aluminio y podría deformarse o agrietarse.

7.- Rellena con aceite nuevo: Baja el coche al suelo y rellena el aceite a través de la boca de llenado del vano motor hasta que esté en el máximo recomendado. Antes de hacerlo, conviene que compruebes en el manual cuanto aceite utiliza el motor de tu coche -la media es de unos 4 litros-.

Varilla del aceite8.- Arranca el coche: Es probable que se haya encendido el testigo de aceite, pero no te preocupes ya que debería apagarse en unos segundos. En cualquier caso, tras arrancar el coche conviene apagarlo de nuevo y comprobar el nivel de aceite. ¿La razón? Al arrancar el aceite se habrá distribuido por todo el sistema -filtro, cárter€- y lo más seguro es que su nivel haya bajado.

9.- ¡No lo hagas nunca! Nunca eches más aceite del máximo; el exceso de presión puede averiar el motor -más de 600 euros de reparación-; nunca aprietes con fuerza el filtro; no es necesario… y resulta muy fácil pasarlo de rosca.

10.- Sé responsable. Cuando hayas terminado, acude a tu punto limpio más cercano para depositar el aceite usado en los contenedores de reciclado correspondientes. El aceite usado es un producto altamente contaminante y bajo ningún concepto se debe verter en la vía pública, en el campo, por una alcantarilla o por un sumidero.

Por último, si visitas nuestro canal Automecánica Fácil de Youtube podrás encontrar interesantes vídeos sobre operaciones de mantenimiento como, por ejemplo, cómo reparar un pinchazo, cómo revisar tu coche, etc.