Una broma muy elaborada

Las ideas alocadas que Mini propone como accesorios

mini caravan top tent 1
Mini Countryman y Mini Clubman: Tienda Swindon y caravana Cowley
Autofacil
Autofacil


Mini Countryman y Mini Clubman: Tienda Swindon y caravana Cowley

Cada 1 de abril, los países anglosajones celebran el April Fools Day, el equivalente a nuestro Día de los Inocentes. Para hacer honor a su imagen de marca desenfadada, Mini emitió un comunicado en el que presentaba estos dos nuevos accesorios… Pero, con las inscripciones en sus placas de matrícula, la marca ya dejaba entrever que nos estaba tomando el pelo.

Según la firma, la caravana Cowley sería un complemento exclusivo para el Mini Clubman. A pesar de su tamaño, tiene todo lo que se le puede pedir a un vehículo de estas características: En su interior hay dos camas individuales y una plancha doble sobre la que cocinar -fuera, en su trasera, ofrece una cocina a gas-. Cuenta también con un panel solar con el que se carga la batería de a bordo, un tanque de agua y una conexión de 230 voltios, necesaria para suministrar electricidad a la nevera, la televisión y el equipo de sonido de alta fidelidad -estos dos últimos elementos vienen juntos en la misma estantería-. La marca apunta que su peso total no llega a los 300 kg, pero la anchura sobrepasa en 12 centímetros a la del propio Clubman. Como se puede ver, Mini no escatima en detalles, aunque el producto presentado no vaya en serio.

El otro accesorio «falso» es la tienda de campaña Swindon, disponible tanto para el Countryman como para el Clubman. Está diseñada para que sus ocupantes duerman directamente sobre el techo del Mini. Normalmente va guardada dentro de un cofre en el techo, pero cuando dos personas quieran irse a dormir basta con levantar la tapa del cofre y sacar las almohadas que vienen incluidas. Además, es un cofre con pintura bitono: La cubierta superior es roja, y la carcasa inferior, negra. Ahora sólo falta que Mini se anime algún día a hacer realidad estas opciones de equipamiento… Después de todo, no parecen tan mala idea.

Mini no es la única marca que ha querido gastar bromas en el April Fools Day: Peugeot presentó una tecnología gracias a la cual el RCZ cambia de color según el estado de ánimo del conductor, cosa que detecta al medir el pulso y el nivel de sudoración cuando coge el volante.

Galería de imágenes