Llegará en abril

Mini 2018: ligeros retoques a toda la gama

40 Mini 2018: ligeros retoques a toda la gama
Fotos del Mini Cooper 2018
Fran Martínez
Fran Martínez
Esta primavera llegará al mercado el Mini 2018, que se actualiza con pequeños cambios estéticos y con retoques mecánicos para mejorar la eficiencia. También llegará una caja de cambios de doble embrague.


La gama Mini comienza el año como lo terminó, es decir, anunciando cambios. Si a finales de 2017 la marca nos sorprendía con la incorporación de una caja de cambio de doble embrague, ahora tenemos que hacernos eco de las novedades que presenta la gama Mini 2018. Los cambios son muy sutiles; tenemos que prestar mucha atención a la galería de fotos que acompaña esta noticia para encontrar algunas modificaciones estéticas, la mayoría de las cuales se centran en los grupos ópticos y en las llantas. Estas novedades llegarán a partir del mes de abril a las tres carrocerías disponibles, es decir, 3 y 5 puertas y Cabrio.

Como decíamos, los cambios más evidentes los encontramos en los faros, que ahora son halógenos con cubierta negra en los acabados más básicos. En el caso del Cooper, la iluminación es led de serie -en el Cabrio esta tecnología está disponible únicamente en el Cooper S-, mientras que de manera opcional se pueden equipar faros de matrices de led con función adaptativa. Además, estos grupos ópticos delanteros incorporan una función antideslumbramiento automático cuando se circula a velocidades superiores a 70 km/h.

Al mismo tiempo, los pilotos traseros adoptan un diseño que recuerda a la bandera de la Union Jack, es decir, la bandera del Reino Unido, en un claro guiño a los orígenes de la marca. El logo de Mini también es nuevo, así como las llantas de aleación disponibles en la gama 2018.

Mini 2018

Mayor capacidad de personalización

Tal y como apuntamos hace apenas unos días, el Mini 2018 ofrecerá nuevas posibilidades de personalización a través del programa Mini Yours Customised. Gracias a él, cada cliente podrá tener un coche completamente único aprovechando la tecnología de impresión 3D. El catálogo disponible para ello será extensísimo y comprenderá la modificación de, por ejemplo, pilotos, iluminación de cortesía, texturas, elementos interiores y exteriores, etc.

Según informa la propia marca, cada cliente podrá interactuar con Mini a través de una tienda online, en la que podrá personalizar su vehículo proponiendo sus propios diseños. Este servicio no será exclusivo para coches nuevos, ya que todos los conductores de Mini podrán diseñar los elementos que deseen con estas herramientas -el montaje de las piezas se realizará en los propios concesionarios-.

En cuanto a pintura exterior, se estrenan los colores Emerald Grey metalizado, Starlight Blue metalizado y Solaris Orange metalizado. También damos la bienvenida al Piano Black Exterior.

Mini 2018

Mini 2018: más ágiles y eficientes

Aunque los cambios más evidentes se encuentran en el apartado estético, debajo del capó también encontramos importantes novedades, la mayoría de ellas destinadas a reducir el consumo y las emisiones -Mini habla de una reducción media de las emisiones de CO2 del 5% en toda la gama-. Esta mejora de la eficiencia es también consecuencia de una reducción de peso, lo que redunda también en un incremento de la agilidad y del comporamiento dinámico. Para conseguirlo, Mini aprovecha restos de fibra de carbono de la producción de la gama BMW i para fabricar algunos elementos, como las cubiertas de motor. Esta reducción de peso promete mayor diversión en un modelo que ya destaca por ser uno de los más ágiles y con mejor comportamiento de su segmento.

Más información sobre Mini

Volviendo al apartado mecánico, los motores de gasolina -con tecnología TwinPower Turbo- ahora cuentan con mejoras en la lubricación y en la refrigeración, así como con una electrónica revisada y con una presión superior en el sistema de inyección. Según informa la propia marca, todos los motores de gasolina poseen inyección directa con una presión máxima aumentada de 200 a 350 bares. Como resultado, el bloque 1.5 de tres cilindros del Mini One incrementa su par máximo en 10 Nm.

En el caso de los motores diésel, la presión en la rampa de inyección pasa a 2.200 bares en el motor 1.5 de tres cilindros del Mini One D y el Mini Cooper D, y a 2.500 bares en el bloque empleado en el Cooper SD. Además, el más potente de los tres motores diésel está ahora equipado con una turboalimentación de dos etapas.

Mini 2018

Caja de cambios de doble embrague

Los conductores que prefieran la comodidad de una caja de cambios automática podrán optar ahora por la transmisión Steptronic de 7 velocidades y doble embrague. Esta caja estará disponible en las versiones Mini One, Mini Cooper, Mini Cooper S y Mini Cooper D como alternativa al cambio manual de seis relaciones de serie.

Por su parte, el Mini Cooper SD optará como equipamiento de serie por una caja de cambios Steptronic de 8 marchas. Según la marca, los cambios serán más rápidos y el consumo de combustible será menor.