Mini Vision Urbanaut: así imagina Mini su futuro monovolumen autónomo

p90406483highresmini vision urbanaut
Mini Vision Urbanaut: así imagina Mini su futuro monovolumen autónomo
Javier Jimenez
Javier Jimenez

El espacio y el confort son las dos premisas preferidas por los fabricantes para el planteamiento de futuros vehículos autónomos. En esta línea, Mini acaba de desvelar de forma digital el nuevo Vision Urbanaut, un concept car eléctrico que reinterpreta la movilidad del futuro.


El nuevo Mini Vision Urbanaut es un vehículo pensado para el transporte de pasajeros que plantea un habitáculo especialmente diseñado para ofrecer todas las comodidades posibles a sus ocupantes. Un interior en el que el puesto de conducción pasa a un segundo plano y donde elementos modulares como un sofá, una mesa o una cama cobran todo el protagonismo. Muebles propios de una casa que tratan de amenizar la vida a bordo del coche.

Mini Vision Urbanaut

Las proporciones del Vision Urbanaut son similares a las de un monovolumen (4,46 metros de largo) y su diseño presenta algunos de los rasgos estéticos identitarios de la gama Mini. En este tipo de planteamientos acostumbramos a ver una serie de soluciones innovadoras y detalles muy llamativos que son fruto de la imaginación de los diseñadores de cada marca, pero que a día de hoy resultan difíciles de imaginar. Sin embargo, algunas de estas ideas podrían llegar a los modelos de producción en los próximos años.

A nivel estético, el nuevo Mini Vision Urbanaut presenta una filosofía similar a la del Volkswagen ID.Buzz Concept presentado en 2017. El prototipo virtual luce una carrocería con líneas limpias y redondeadas. Gracias a sus cortos voladizos, el coche ofrece un espacio interior destacable. El acceso es a través de una gran puerta lateral corredera.

Mini Vision Urbanaut

El frontal del Urbanaut reinterpreta la mirada de los modelos actuales con una nueva parrilla completamente lisa que presenta un patrón con pequeñas aperturas y unos faros LED redondeados que sólo dejan ver su silueta. En función del modo de conducción seleccionado, la matriz de luces LED podrá cambiar de color. Se trata de una nueva forma de comunicación entre el coche y el mundo exterior. Las ruedas también están retroiluminadas.

La firma lumínica de la zaga cruza el portón de forma trasversal y hace un guiño a la bandera Union Jack. La carrocería presenta un color verde metalizado. Encontramos una amplia superficie acristalada que continúa la línea de diseño de la carrocería y presenta un degradado desde la parte inferior hasta la superior.

Mini Vision Urbanaut

En el interior, Mini apuesta por el uso de materiales reciclados para las diferentes superficies. Los dos asientos delanteros pivotan mientras que los respaldos del trasero se pueden plegar manualmente y girar. Entre las dos filas hay una mesa con una planta decorativa, así como la pantalla principal de instrumentos y la interfaz del sistema de infoentretenimiento. El motivo por el que este elemento se sitúa sobre una mesa no es otro que la conducción en modo autónomo. Sin embargo, también hay una pantalla secundaria que se activa en la parte delantera cuando el vehículo está en modo de conducción manual.

Mini Vision Urbanaut

El Mini Vision Urbanaut puede abrirse mediante dispositivos inteligentes e incluye un código QR en el exterior que nos permite acceder a la información relacionada con el vehículo. El usuario puede escuchar listas de reproducción, audiolibros y podcast. En los asientos traseros, el coche incluye una sección sobre el techo denominada ‘Loop’ con iluminación LED para poder leer con calma. El parabrisas puede abrirse hacia arriba para ampliar la sensación de amplitud siempre que el vehículo esté estacionado.

Una de las propuestas más interesantes es el llamado Mini Token que no es otra cosa que un dispositivo circular que activa tres atmósferas diferentes («Chill», «Wanderlust» y «Vibe») cuando se coloca en la ranura que hay sobre la mesa del centro del coche. El usuario además puede crear su propio ambiente personalizado eligiendo el tipo de iluminación, fragancia o disposición de los asientos.

A pesar de confirmar que estamos ante un vehículo 100% eléctrico, el fabricante inglés no ha revelado ningún dato acerca de su configuración mecánica. Lo que sí sabemos es que el Mini Vision Urbanaut cuenta con la posibilidad de circular de manera autónoma.