Las cuatro señales de los agentes de tráfico que muchos conductores desconocen

guardia civil 1
Las cuatro señales de los agentes de tráfico que muchos conductores desconocen
Nicolás Merino
Nicolás Merino
Recuerda que, siempre que un agente de tráfico esté fuera de su vehículo, sus señales son de obligado cumplimiento sobre el resto.

En determinadas situaciones, ya sea por eventos especiales o fallos en los semáforos, los distintos agentes de tráfico (Guardia Civil, Policía Nacional, Policía Local…) también tienen la misión del ordenamiento del tráfico, así como controles u otras situaciones. Así, al usuario de la vía siempre se le indicará qué debe que hacer a través varios movimientos con el brazo.

Seguro que alguna vez te has encontrado con alguna situación parecida y no has sabido qué hacer. Lo primero de todo es que, si el agente de tráfico está fuera del vehículo, sus indicaciones prevalecen sobre el resto de señales. Estas se hacen de forma clara y dejando bien clara siempre la intención. También pueden recurrir a otros movimientos de brazo, todos ellos recogidos en el Reglamento General de Circulación (RGC), a veces acompañados por un silbato.

emergencia de tráfico

Así las cosas, te dejamos con las cuatro señales más importantes que un agente de tráfico puede realizar:

  • Cuando el brazo está extendido y se mueve de arriba a abajo: esta señal indica la obligación de disminuir la velocidad. No precisa de detención del vehículo y su objetivo es alertar sobre un riesgo que hay más adelante (un accidente de tráfico, retenciones…).
  • El brazo se mueve de arriba a abajo con una luz roja o amarilla: a diferencia de la anterior señal, esta sí que obliga a detenerse, ya sea por un riesgo mayor o porque el agente de tráfico lo considere oportuno. Ojo, no pararse puede incurrir en una multa por desobedecer a la autoridad.
  • El brazo está levantado en ángulo de 90 grados: mostrando la palma de la mano abierta, también indica la obligación del vehículo, pero en este caso es por una situación de ordenación de tráfico. Por ejemplo, en atascos, retenciones…
  • Cuando los brazos están extendidos horizontalmente: en todos los casos anteriores, la señal hacía referencia a un único vehículo. Aquí, el agente está indicando que todos los vehículos, independientemente del sentido de circulación, deben detenerse. La circulación no se reanudará hasta que el agente no cambie de posición.

 

0 Comentarios