Kia e-Soul: primera prueba de un eléctrico diferente

40 Kia e-Soul: primera prueba de un eléctrico diferente
Fotos del Kia e-Soul
Miguel Tineo
Miguel Tineo


La tercera generación del Kia Soul destaca por un detalle de vital importancia: en Europa, sólo se venderá en versión eléctrica, denominada e-Soul. Hay dos variantes, un con 136 CV y 276 km de autonomía y otra de 204 CV y de 452 autonomía. Hemos probado la segunda.

El Soul es un modelo de 4,19 metros y cinco puertas que sigue teniendo un diseño diferente, tanto que es difícil catalogarlo. ¿Un monovolumen? ¿Un SUV? En realidad, es más bien una mezcla de ambos, más todavía si tenemos en cuenta que en España todos van a incluir un pack estético con protecciones en la carrocería que le acercan a la apariencia de un SUV.

Kia e-Soul

La cuadrada forma de su carrocería, unida a una batalla de 2,60 metros, le permite ofrecer un interior especialmente amplio, destacando con claridad tanto por espacio para las piernas como por altura, y eso que las baterías van alojadas debajo de los asientos. Donde sí se queda justito es en maletero, pues los 315 litros de capacidad se quedan justos frente a cualquier otro SUV de su tamaño con motor de gasolina.

soul 25 g 1

El interior tiene un diseño relativamente moderno, y está bien solucionado desde el punto de vista de la ergonomía. Hay bastantes botones y son de generoso tamaño, además de estar agrupados de una forma lógica. La pantalla táctil en color tampoco requiere demasiada atención, y es bastante intuitiva. Además, es configurable, de manera que podemos ver a la vez cosas diferentes, como la emisora sintonizada, el navegador o el modo de conducción, por ejemplo.

En cuanto a la postura de conducción, se va sentado más bien alto, con las piernas relativamente más flexionadas que en otros modelos. La visibilidad es buena, y no sólo porque se vaya sentado alto, sino también porque hay mucha superficie acristalada y, además, la cámara trasera de aparcamiento es de serie.

Kia e-Soul: así va en marcha

Kia e-Soul

El Kia e-Soul está creado sobre una variación de la plataforma que lleva el e-Niro, y también cuenta con su misma mecánica eléctrica con dos niveles de potencia: 136 y 204 CV –el que hemos podido probar-. En el primero, la autonomía homologada es de unos correctos 276 km, mientras que en el segundo se alcanzan unos respetables 452 km de autonomía.

La variante de 204 CV tiene una respuesta muy buena. Como todos los eléctricos, su respuesta es instantánea, progresiva y muy contundente. Tarda 7,9 segundos en pasar de 0 a 100 km/h, y alcanza una velocidad máxima de 167 km/h. No es una cifra que impresione, pero sí sorprende la facilidad con la que puede alcanzarlos.

El e-Soul cuenta con cuatro modos de conducción: Eco+, Eco, normal y Sport. La diferencia entre el Eco y el Eco+ es que, en el segundo, el e-Soul emplea datos del control de velocidad, activo, por ejemplo, para tratar de consumir lo menos posible.

Kia e-Soul

También lleva un sistema de frenada regenerativa que se controla desde las levas que hay tras el volante. Según se pulse el más ‘+’ o el ‘-‘, se va aumentando o reduciendo la capacidad de retención del coche. Hay tres nieles, además de un cuarto denominado One Pedal que incluso puede llegar a detener el coche por completo si se mantiene pulsada la leva. Esta última función se realiza con mucha suavidad, por lo que sólo es recomendable utilizarla con mucha previsión; de lo contrario, mejor optar por el freno, cuyo tacto por cierto es bastante bueno y permite modular la frenada sin problemas.

En cuanto al tema baterías, la versión de 136 CV emplea una de litio de 39,2 kWh, mientras que la del 204 CV emplea una de 64 kWh también de litio. Cuentan con un cargador de tipo CCS o Combo, por lo que es posible recargarlas tanto en un enchufo normal como en uno de carga rápida. En este segundo caso y en el mejor escenario posible, es posible cargar desde el 20% al 80% en 42 minutos.

Kia e-Soul

Por lo que respecta al comportamiento, el e-Soul tiene ese clásico tacto de los eléctricos de última generación en el que se nota que el centro de gravedad está muy bajo, con el peso muy bien repartido. Así, el coche se muestra muy aplomado, con una estabilidad muy elevada cuando se circula por zonas de curvas. No olvidemos que el e-Soul, como todos los eléctricos, tiene un peso más elevado que un modelo de combustión de su mismo tamaño: 1.593 kilos en la versión de 136 CV y 1.682 kilos en la de 204 CV.

Destaca también la buena puesta a punto de la suspensión, con un tarado firme y sólido pero no sco, de manera que los movimientos de la carrocería están bien controlados pero, al mismo tiempo, resulta basta cómodo en zonas bacheadas.

Precios del Kia e-Soul

El Kia e-Soul se comercializa con las dos versiones comentadas y tres niveles de acabado. Estos son sus precios:

  • Kia e-Soul Concept 136 CV, desde 36.225 euros
  • Kia e-Soul Drive 136 CV, desde 39.225 euros
  • Kia e-Soul Emotion 204 CV, desde 41.225 euros
  • Kia e-Soul Drive 204 CV, desde 42.725 euros
  • Kia e-Soul Emotion 204 CV, desde 44.725 euros

Ficha Técnica: Kia e-Soul 204 CV

Kia e-Soul

Motor Eléctrico síncrono de imanes permanentes
Potencia 204 CV
Par 395 Nm
Largo / ancho / alto 4,19 m / 1,80 m / 1,60 m
Velocidad máxima 167 km/h
0-100 km/h 7,9 segundos
Consumo mixto 157 Wh/km km
Emisiones CO2 0 g/km
Maletero 315 litros
Peso 1.682 kg
Cambio Automático
Tracción Delantera

 


 

Kia Eléctricos de Kia