Hasta 200 euros de multa

Las multas de la DGT por ir mal vestido en el coche este verano

Conductor coche
Las multas de la DGT por ir mal vestido en el coche este verano
Cristina Muñoz
Cristina Muñoz
Atento a las multas de la DGT por ir mal vestido al volante, porque en verano te pueden sancionar si no llevas la vestimenta adecuada y la sanción puede alcanzar los 200 euros.

En verano todos tenemos muchas dudas con la vestimenta que podemos o no llevar mientras conducimos y las multas de la DGT: ¿podemos llevar chanclas? ¿y conducir descalzos o sin camiseta? ¿Nos puede sancionar la DGT si vamos de esa manera?

En primer lugar, hay que aclarar que no se trata de infracciones que estén recogidas como tal en el Reglamento General de Circulación (RGC), pero es cierto que la DGT sí puede llegar a sancionarte si conduces con chanclas, vas descalzo o no llevas camiseta.

En todos estos casos, el motivo por el que un agente podría llegar a multarte es que determine que tu conducta es peligrosa. Por ejemplo, si considera que las chanclas que llevas puestas pueden entorpecer el uso de los pedales, o de reducir tu capacidad de reacción. Algo similar ocurre si conducimos descalzos, ya que no llevar zapatos hará más difícil el manejo delos pedales.

multas de la dgt por conducir con chanclas

En cuanto a ir sin camiseta, en caso de que suframos un accidente o un frenazo brusco podría producirnos heridas más graves o quemaduras en la piel por el roce del cinturón de seguridad.

Cuáles son las multas de la DGT por ir mal vestido

La cuantía de este tipo de multas es de 80 euros, aunque si se pagan antes te rebajarán el 50 % de su importe por pronto pago. Respecto al motivo descrito en el Reglamento General de Circulación, te pueden sancionar teniendo en cuenta el artículo 18.1 que indica: «El conductor de un vehículo está obligado a mantener su propia libertad de movimientos, el campo necesario de visión y la atención permanente a la conducción, que garanticen su propia seguridad, la del resto de los ocupantes del vehículo y la de los demás usuarios de la vía».

De la misma forma, también podrías recibir una multa de 80 euros debido a tu vestimenta, si los agentes toman el artículo 17.1 del Reglamento General de Circulación, que dice: «los conductores deberán estar en todo momento en condiciones de controlar sus vehículos».

Aunque la infracción de la DGT por ir mal vestido en el coche este verano puede ser todavía más costosa y llegar a alcanzar los 200 euros. ¿El motivo? Según indica el artículo 3.1 del Reglamento General de Circulación por » conducir sin la diligencia, precaución y no distracción necesarios para evitar todo daño propio o ajeno».

Es decir, según la DGT la denuncia se producirá por «porque esa actividad concreta ha afectado a la seguridad de la conducción«.

Calzado con el que es peligroso conducir

Según un informe sobre uso del calzado durante la conducción, que elaboró el Real Automóvil Club de España (RACE) en 2020 a través de una encuesta realizada a más de mil conductores, más de un 30 % de los encuestados afirmaba haber conducido en alguna ocasión con un calzado inadecuado (chanclas, botas de montaña, tacones altos, descalzos…).

Además, este estudio aseguraba que más que un 3 % de los conductores encuestados reconocía conducir con chanclas en muchas o bastantes ocasiones (si quieres saber sus riesgos accede a esta noticia), y que un 2 % afirmaba conducir descalzos de forma habitual; un 7 % reconoce haber hecho esto último alguna vez.

No obstante, el informe indica que la gran mayoría de los conductores son conscientes del peligro que representa conducir con un calzado inadecuado, y un 83 % reconoce que piensa que es posible que le pongan una multa por hacerlo.

Respecto a las mujeres, un 38 % afirmaba que utiliza zapatos con plataformas y un 36 %, con tacones. Ambos tipos de calzado también pueden llegar a suponer un problema a la hora de manejar los pedales.

De esta forma, desde el RACE aconsejan utilizar un calzado adecuado para conducir de forma segura y evitar los riesgos de accidentes. Sus recomendaciones principales son utilizar un tipo de calzado que no resbale de los pedales (es decir, que tenga buena adherencia), que siempre vaya bien sujeto (algo que no ocurre con las chanclas), que no tenga elementos que puedan engancharse a los pedales, ni sea demasiado grande o pesado (algo que podría provocar que pisemos algún pedal de manera accidental).

Si vamos a utilizar algún tipo de calzado que no es el ideal para conducir, resulta recomendable llevar en el maletero otro para el momento en el que nos pongamos al volante y, luego, cambiarnos.