Los coches de renting en España crecieron en 2020, a pesar del coronavirus

cochesrenting2020
Los coches de renting en España crecieron en 2020, a pesar del coronavirus
Salvador Hernández
Salvador Hernández

El renting en España consiguió finalizar el año 2020 con números positivos a pesar de la incertidumbre causada por el coronavirus. Así, el parque de vehículos gestionados mediante esta modalidad ascendió a 743.388 vehículos, un 4,46% más que en 2019, mientras que el número de clientes creció un 15,77% hasta los 221.936 registros.


Según el balance anual de 2020 presentado por la Asociación Española de Renting de Vehículos (AER), esta modalidad de acceso al vehículo continúa creciendo en representatividad para el mercado del automóvil en nuestro país. Así, el 20,35% de los vehículos que se matricularon en España en 2020 lo hicieron bajo régimen de renting, frente al 20,22% que suponían en 2019. En total, esta modalidad sumó a las ventas de nuestro país un total de 209.272 unidades, lo que supone una caída del 30,91% respecto al cierre de 2019.

Uno de los datos más relevantes que recogen los datos del sector del renting 2020 de AER es el peso que van ganando los autónomos y particulares en lo que a cuota de mercado se refiere. En total, 2020 finalizó con un aporte de 24.288 vehículos más al parque de automóviles, un 27,86% más que en 2019, y 23.188 clientes, lo que supone que este segmento de clientes ya representa el 15% del total en número de vehículos del parque de renting, y un total del 48,21% de los clientes.

Más información

Las pequeñas empresas, que disponen de hasta cuatro vehículos en renting, aumentaron en 2020 su parque en 16.479 unidades y sus clientes, en 7.143. Las medianas, por su parte, mantuvieron sus cifras anuales con un incremento de 2.917 unidades y 53 clientes menos, mientras que las grandes empresas marcaron datos negativos, con una reducción del 3,47% de su parque móvil como consecuencia, principalmente, de la reducción de las empresas de rent a car.

La facturación del sector también mostró las consecuencias del COVID-19, del confinamiento y de la importante reducción en la actividad de los meses siguientes. Así, la moratoria en los pagos y las ampliaciones de contratos llevaron a una reducción de la facturación del 5,53% respecto al año anterior, con 5.964,63 millones de euros.

Gráfico coche de renting

La inversión en la compra de vehículos, por su parte, también sufrió un importante descenso el pasado año, al situarse en 4.356,10 millones de euros, un 26,74%. Una cifra que no solo se justifica por la pandemia, sino también por el importante esfuerzo económico que supone para las empresas de renting la adquisición de vehículos dotados de energías alternativas. Este tipo de vehículos ya suponen el 20,95% del parque de vehículos gestionados mediante renting, de tal forma que uno de cada cinco adquiridos por renting ya está dotado de energías alternativas.

Según José-Martín Castro Acebes, presidente de AER, «es cierto que aún hay mucha incertidumbre sobre el futuro a medio plazo en el aspecto sanitario, social y económico, pero hay que mantener un mensaje optimista, porque también tenemos certezas que nos ayudarán a recobrar la normalidad, como la vacuna, las ayudas aprobadas por Europa y, sobre todo, una sociedad con ganas de salir adelante y de liderar, con muy altas capacidades.

El sector del automóvil, en general, y el renting, en particular, tienen numerosos retos que asumir y 2021 será un año clave para seguir avanzando en el proceso de descarbonización, en el compromiso con alcanzar una movilidad limpia, segura y conectada y en seguir siendo socios indiscutibles de sus clientes para lograr ser una sociedad socialmente más responsable».