Arval Mobility Observatory 2019: la hibridación es el camino a la electrificación

arval 2
Arval Mobility Observatory 2019: la hibridación es el camino a la electrificación
Autofacil
Autofacil


El último estudio Arval Mobility Observatory ha tenido en cuenta la opinión las empresas españolas para sacar interesantes conclusiones sobre las nuevas formas de movilidad en nuestro país. Te contamos qué opinan las empresas sobre la movilidad.

Un año más, el Arval Mobilty Observatory deja interesantes conclusiones sobre el futuro de la movilidad en España. Este estudio ha tenido en cuenta los aspectos más relevantes de la opinión de las empresas sobre la movilidad para determinar que, España, comparada con otros países europeos, alcanza actualmente un nivel superior al promedio mundial en términos de potencial de desarrollo de energías alternativas.

Arval

Y es que más de la mitad de las empresas españolas dicen haber tomado medidas para reducir las emisiones de su flota de vehículos, especialmente las que tienen más de 500 empleados, pero también las pequeñas (menos de 10 empleados) y medianas empresas (más de 100 empleados). El vehículo híbrido (ya sea híbrido o híbrido enchufable) es la opción más demandada en todos los casos, mientras que la adopción del vehículo 100% eléctrico se ha estancado.

Menos diésel en las flotas

Por otro lado, disminuye la presencia de vehículos diésel en las flotas de las empresas españolas y, ante la pregunta de cuál prevén que será el mix de modelos que utilizan gasóleo en sus flotas, responden que se reducirá en un 32%, pasando de un 85% actual, a un 53% previsto para 2022. La respuesta se repite independientemente del tamaño de la empresa.

Arval

Asimismo, aunque las flotas mantienen su previsión de compra para el año que viene, está cambiando la forma de adquirir vehículos. Sea cual sea el tamaño de la empresa, la proporción del renting está creciendo en comparación con 2017 y se espera que su incremento continúe en los próximos años porque se ha convertido en el principal método de financiación de las empresas para su flota de vehículos. De la misma manera, el 49% de las grandes empresas está dispuestas a adoptar al menos una alternativa de movilidad compartida.