e-tron es el apellido que diferencia a los Q8 100% eléctricos

A prueba: Audi Q8 e-tron 55 Quattro S line

Miguel Tineo
Miguel Tineo

En la actualidad, en la gama Audi conviven dos Audi Q8, y ambos son dos coches diferentes. Por una parte tenemos el Audi Q8 sin más, un modelo que se comercializa con dos mecánicas diésel de 231 y 286 CV y una de gasolina de 340 CV, ambas microhibridadas. Además, hay una versión deportiva SQ8 de 507 CV. Por la otra parte tenemos al Audi Q8 e-tron, que sólo se vende con dos motores eléctricos de 340 ó 408 CV y que emplea una plataforma diferente. Éste es el protagonista de esta prueba.

1 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line
7 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line

Si quieres un coche nuevo con descuento haz click aquí

El Audi Q8 e-tron es un SUV de 4,91 metros de largo que, desde el punto de vista de la tecnología y de la calidad, está creado con lo más de lo más de Audi en la actualidad. La versión de 340 CV se denomina Audi Q8 e-tron 50 Quattro, mientras que la de 408 CV recibe el nombre de Audi Q8 e-tron 55 Quattro. Aquí os resumimos sus principales datos.

Audi Q8 e-tron 50 QuattroAudi Q8 e-tron 55 Quattro
Precio (Advanced)84.610 euros94.610 euros
Precio (S Line)90.110 euros100.110 euros
Potencia340 CV408 CV
Batería95 kWh114 kWh
Peso2.585 kilos2.585 kilos
0-100 km/h6 segundos5,6 segundos
Consumo oficial20,3 kWh/100 km20,3 kWh/100 km
Dimensiones4,91 x 1,93 x 1,63 m4,91 x 1,93 x 1,63 m
Maletero569 litros569 litros

Como se puede ver, ambos llevan dos motores eléctricos y tienen tracción total, y la única diferencia está en la potencia y en la batería. Mientras que el 50 emplea una de 95 kWh brutos de capacidad, el 55 utiliza una de 114 kWh brutos. Aunque depende del punto de carga, el Audi Q8 e-tron lleva un cargador embarcado de serie que permite cargar hasta 150 kW en la versión 50 y hasta 170 kW en la versión 55, siempre en corriente continua.

En corriente alterna, lo habitual en las casas, ambos modelos pueden cargar a un máximo de 22 kW, lo que supondría un tiempo de carga de 4,8 horas, o de 9,3 horas si es a 11 kW (más habitual).

Con semejantes baterías, el Audi Q8 e-tron 50 Quattro homologa 487 kilómetros de autonomía, mientras que en el Audi Q8 e-tron 55 Quattro asciende hasta 576 kilómetros. Nosotros hemos tenido ocasión e probar esta segunda versión, la del Audi Q8 e-tron 55 Quattro, y la autonomía real ha distado mucho de lo anunciado: no hemos conseguido superar los 410 kilómetros.

40 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line
28 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line

Según los datos homologados, el consumo de estos dos modelos es de 20,3 kWh y de 20,8 kWh. En el Audi Q8 e-tron 55 Quattro, practicando una conducción normal, sin ningún tipo de prisa y empleando el climatizador, en ciudad no vemos factible lograr medias de menos de 23 kWh reales; en carretera, bajar de 25 kWh.

No es extraño. Estamos hablando de un coche muy pesado (2.585 kilos) y voluminoso (1,93 metros de ancho y 1,63 de alto), por lo que cada arrancada, subida o la resistencia aerodinámica se dejan notar en términos de consumo.

11 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line
36 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line
32 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line

Sin duda, un vehículo de este tipo es la peor opción para un coche eléctrico. Primero, porque un coche eléctrico especialmente eficiente en ciudad. Y, sinceramente, un coche de cinco metros de largo y dos de ancho no es precisamente la mejor opción para callejear, aparcar en la calle y no hablemos ya de determinados párkings creados hace 50 años, cuando los coches eran mucho más pequeños. En carretera, como hemos visto, la cosa no mejora.

¿A qué tipo de cliente le puede interesar un Audi Q8 e-tron? Sinceramente, se me ocurren muchos motivos para recomendar cualquiera de las versiones térmicas del Audi Q8 antes que este Audi Q8 e-tron, todas ellas relacionadas con la autonomía y los tiempos de carga. Si esto no es un problema para ti y tienes la necesidad imperiosa de tener un coche con etiqueta Cero, este Audi Q8 e-tron puede ser una opción interesante… aunque tampoco debemos olvidar que hay dos Audi Q7 híbridos enchufables con etiqueta Cero desde 82.410 euros.

Cómo es por dentro

Independientemente de todo esto, el Audi Q8 e-tron es un coche sobresaliente desde el punto de vista de la calidad, del espacio, de la comodidad y de la tecnología. Si empezamos por la calidad, este Q8 emplea unos materiales muy buenos con unos ajustes sin tacha, y eso se combina con unas pantallas con un aspecto estupendo, una iluminación ambiental muy cuidada y unos mandos de tacto muy bueno.

23 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line

El puesto de conducción es muy bueno, y no sólo por la postura al volante, sino porque, aunque muchas cosas (muchísimas, en realidad) para manejar, hay suficientes botones (ya sean táctiles o físicos) para manejar las cosas principales sin tener que bucear por molestos menús. Hay mucho que, aprender, sí, pero después todo es fácil de localizar de primeras, sin tener que tratar de recordar todo está cada cosa.

Por espacio, las plazas traseras son muy amplias, aunque la plaza central no es demasiado cómoda para largos desplazamientos. En las dos laterales, dos adultos altos y corpulentos pueden viajar con mucha comodidad. En cuanto al maletero, tiene una capacidad de 569 litros muy aprovechables tanto por sus formas como por el hecho de contar con un segundo pequeño maletero en la parte delantera con sitio de sobra para dejar los cables de carga.

47 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line
22 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line
21 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line

Así va

En marcha, y pese a su considerable peso y tamaño, este Audi Q8 e-tron 55 Quattro es un modelo muy rápido, pues acelera de 0 a 100 km/h en sólo 5,6 segundos. Eso sí, el coste en autonomía de cada uno de esos acelerones pronto nos llevará a pensar que será mejor utilizar los 408 CV sólo en contadas ocasiones… La respuesta es la que puedes esperar de un eléctrico de este tipo: tan contundente como progresiva, con una capacidad de tracción fabulosa gracias a la tracción total.

8 Audi Q8 e tron 55 Quattro S Line

En cuanto al comportamiento, sorprende que un coche de este peso y tamaño pueda enlazar curvas con la facilidad con la que lo hace este Q8, pero es un modelo que destaca más por su aplomo, su nobleza y su precisión que por su agilidad. Nadie debe buscar deportividad en un coche así, pero lo que sí va a encontrar es una elevadísima comodidad.

Por último, nos queda analizar el precio, que en esta versión Audi Q8 e-tron 55 Quattro S Line se va a los 100.110 euros. Es un dineral, pero en línea con su competencia, por lo que no será éste el factor decisivo para optar por este Audi o no.

 

Audi Q8 e-tron

Audi Q8 e-tron