Aunque al principio solo se ofrecerá con la transmisión DSG

El nuevo Volkswagen Polo GTI, con cambio automático o manual

gti2
El nuevo Volkswagen Polo GTI, con cambio automático o manual
Victor Delgado
Victor Delgado
Volkswagen lanzará el año que viene el nuevo Polo en su versión GTI, la más radical, que podrá contar con un cambio automático u otro manual.


La gran mayoría de los coches de cierta potencia que se venden hoy en día están subidos al carro de las transmisiones automáticas. Pero el Volkswagen Polo GTI será uno de los que ofrezca dos opciones en lo referente a su caja de cambios. Así nos lo han afirmado responsables de Volkswagen en la presentación del nuevo Polo en España, consistente en una visita a la fábrica de Landaben, en Navarra, y en una pequeña toma de contacto hasta San Sebastián. Eso sí, ambas alternativas no llegarán al mismo tiempo.

Por lo tanto, aquellos que no puedan esperar para comprar el nuevo Volkswagen Polo GTI tendrán que hacerlo a partir de finales de este mismo año 2017, que será cuando se inicie su comercialización, y con una caja de cambios automática DSG de doble embrague y siete velocidades. Mientras tanto, todos los que prefieran este coche con una transmisión manual de seis velocidades tendrán que esperar inevitablemente a mediados del próximo año, ya que la oferta inicial de su gama en lo tocante a su caja de cambios será limitada.

Recordemos que el Volkswagen Polo GTI 2018 incorpora debajo del capó un propulsor turboalimentado de gasolina TSI de 2.0 litros y 200 CV de potencia, que sustituye al 1.8 TSI de 192 CV de la anterior entrega. Además, el equipamiento de serie es muy extenso y va enfocado a la deportividad: incluye un tren de rodaje deportivo, un bloque electrónico del diferencial, unas llantas de aleación de 17 pulgadas, un alerón trasero terminado en negro brillante, unos asientos deportivos con tapicería específica o la instrumentación digital Digital Cockpit, entre otros.

No habrá 1.5 TSI EVO… de momento

Otra de las cosas que nos han desvelado desde el seno de la firma de Wolfsburgo es que, por el momento, la gama de motores del nuevo Volkswagen Polo no incorporará el moderno propulsor del grupo 1.5 TSI EVO de 150 CV. Esta mecánica ya está disponible, por ejemplo, en el Seat Ibiza. Lo cual quiere decir que el salto de potencia entre la versión Sport y el GTI es de 85 CV, ya que pasará de los 115 CV del gasolina 1.0 TSI más potente -sin ser GTI- hasta los 200 CV de la variante más radical.Volkswagen Polo GTI 2018

 

Volkswagen Polo