Prueba del Dacia Spring 65 CV: las cinco cosas que menos nos ha gustado - Autofácil
Connect with us

Buscar

Dacia_Spring_verde_65 CV tres cuartos trasera

Dacia

Prueba del Dacia Spring 65 CV: las cinco cosas que menos nos ha gustado

El microurbano eléctrico de Dacia, el Dacia Spring, se vende desde el pasado febrero con un nuevo motor, más potente, de 48 kW/65 CV. Hemos probado este coche en profundidad durante una semana… y te contamos lo que no nos ha gustado de él.

El Dacia Spring es el turismo eléctrico de cuatro plazas más barato a la venta en España. Y lo está en dos versiones, una con un motor eléctrico de 33 kW/45 CV y con una batería de 27,4 kWh, que le otorga 230 km de autonomía; y desde 2023, también con un motor más potente, de 48 kW/65 CV y que, con la misma batería ofrece 224 km de autonomía.

Además, y como ya te hemos contado en el artículo sobre lo que más nos ha gustado del Dacia Spring 65 CV, este modelo está exclusivamente a la venta con el acabado superior Extreme, que incluye elementos como navegador, cámara trasera o conectividad para Android Auto y Apple Car Play. El precio de este coche parte de los 21.240 euros, y si te puedes acoger al Plan MOVES III y entregar un vehículo de más de siete años, se queda en 14.240 euros.

Si quieres un coche nuevo con descuento, haz click aquí

Dacia_Spring_verde_65 CV lateral

El Dacia Spring 65 CV es un coche ágil y muy cómodo de conducir en ciudad, al que podrás sacar una autonomía cercana a los 200 km sin muchos problemas en vías urbanas; también va bien equipado… Pero no todo son virtudes, y en este artículo vamos a explicarte los aspectos del Dacia Spring 65 CV que no nos han gustado tanto.

Dacia Spring 65 CV: lo que no nos ha gustado

Si eres alto, pruébalo antes…

El Dacia Spring en un coche pequeño. Mide 3,73 m de largo y eso le hace muy manejable en ciudad. Pero mide sólo 1,52 m de altura y eso también tiene sus contrapartidas. Una de ellas sale a relucir si el conductor es alto; esto es, si mide más de 1,80 m.

Dacia_Spring_verde_65 CV plazas delanteras

De entrada, la columna de dirección del Dacia Spring no se regula ni en altura ni en profundidad. Y el asiento del conductor, tampoco en altura. Eso hace que el conductor no tenga demasiadas opciones para elegir su postura de conducción más adecuada. Y, si es alto, se encontrará con varios problemas.

El primero es es que probable que sienta que va sentado algo alto, pero lo peor es que su línea de visión, a poco que mida 1,85 m o más, coincidirá con el límite superior de la luneta delantera (si mantiene la mirada recta, verá parte del inicio del guarnecido superior del techo), lo que hace que se reduzca su visibilidad.

En segundo lugar, el Dacia también es un coche estrecho (mide 1,58 m de ancho) y eso hará que si el conductor tiene las piernas largas, la izquierda roce con el guarnecido de la puerta. Los asientos son estrechos, pequeños y no destacan por su mullido (aunque cumplen para trayectos cortos) y, a ello hay que sumar que el Spring no cuenta con un hueco/apoyo propiamente dicho para el descanso del pie izquierdo, por lo que el conductor tiende a retrasarlo para apoyarlo en el piso… y eso hace que saque más la pierna izquierda.

Dacia_Spring_verde_65 CV posición conducción

En cuanto a la altura de las plazas delanteras, hay que señalar que el Dacia Spring incorpora un refuerzo en el techo a la altura del pilar B y en esa posición, la altura del techo baja. Lo malo es que si el conductor es alto, es posible que su coronilla justo roce con esa protuberancia.  ¿Una curiosidad? Los cinturones del Dacia Spring sí pueden regularse en altura; algo no demasiado habitual en el segmento de los microurbanos.

El espacio para los pasajeros, justo

El espacio para las plazas traseras del Dacia Spring es… consecuente con la amplitud interior del vehículo. Así las cosas, cuatro adultos de 1, 75 ó 1,80 m pueden viajar cómodos en este coche (el coche está homologado precisamente para cuatro pasajeros) pero a poco que los pasajeros delanteros sean más altos, el espacio para las piernas que queda en las plazas traseras… sólo es apto para niños pequeños.

Los reposacabezas de las plazas traseras tampoco suben demasiado, y así, cumplen su función para personas de hasta 1,75 m. La anchura también es determinante en estas plazas, y dos adultos corpulentos pueden tener algún problema para realizar largos viajes.

Dacia_Spring_verde_65 CV plazas traseras

No es un coche para viajar

Hay que señalar que cualquiera de las dos motorizaciones del Dacia Spring alcanza los 125 km/h de velocidad punta (lo que supone unos 130 o 131 km/h de marcador), aunque varían bastante en la aceleración: el Spring con el motor de 45 CV acelera de 0 a 100 km en 19,1 segundos y el de 65 CV, en 13,7 segundos.

Esta velocidad máxima permite circular por autovía y autopista con seguridad y relativa comodidad. Pero la incapacidad técnica para lograr mayor velocidad punta hace que tengamos que mantener un ritmo tranquilo y plantear con mucha antelación (y cautela) los adelantamientos a otros turismos. Simplemente, y a 120 km/h, el Dacia Spring no deja prácticamente ningún margen de aceleración a su conductor.

Al menos, Dacia Spring no resulta un coche inseguro en carretera. No da una sensación de estabilidad sobresaliente (algo lógico dada su altura libre al suelo, 15,1 cm; y lo estrecho de su carrocería) pero su suspensión, tirando a blanda, controla de forma suficiente los movimientos de la carrocería. Además, sus frenos cumplen, por el buen tacto del pedal y por suficiente potencia del conjunto. Y es que la ligereza del Spring (1.035 kg, según su ficha técnica) compensa la presencia de frenos de tambor en su eje trasero.

Dacia Spring 45 autonomía

Hay que recordar que el Dacia Spring 65 CV homologa 224 km de autonomía y, como es habitual en cualquier modelo eléctrico, la autonomía de este coche desciende notablemente al viajar por carretera.

Tras sucesivos trayectos por autovía a 120 km/h, y haciendo nuestras cuentas (no hemos tenido el valor de agotar la batería y quedarnos tirados en el arcén), estimamos que, de media, es posible lograr una autonomía real cercana a los 165-170 km circulando a velocidades legales de forma sostenida por autovía y autopista. (Dacia ofrece en su web una calculadora de autonomía para este modelo)

No es una mala cifra teniendo en cuenta la capacidad de la batería del Dacia Spring (27,4 kWh) y la autonomía que homologa. Pero, en la práctica, limita el uso de este coche a excursiones cortas. Y ojo, porque si queremos mantener cierto margen de seguridad para encontrar siempre un cargador, deberemos planificar las recargas cada unos prudentes 140 ó 150 km… y el sistema de navegación no ofrece la función de programación de ruta para llegar al navegador más cercano.

Dacia_Spring_verde_65 CV navegador

El aislamiento del interior es mejorable. Y bastante

Relacionado con el asunto de realizar viajes (cortos) por carretera, hay que señalar que el Dacia Spring, como eléctrico low cost, no puede presumir precisamente de aislamiento.

Y si esta cuestión queda más o menos soterrada en ciudad (ojo, porque cuando se inicia la marcha y se activa automáticamente el cierre centralizado, esto suena muchísimo comparado con otros coches), en carretera se traduce, sobre todo a partir de 100 km/h, en unos ruidos aerodinámicos y de rodadura que se filtran sobremanera al interior; por lo que viajar por autovía durante decenas de kilómetros con este coche no se puede calificar precisamente como placentero.

No esperes ni un lujo, sí practicidad

Hablando de un Dacia, esto parece obvio. Pero tenemos que hablar sobre ello. De entrada, todo el interior está realizado en plásticos de tono negro y duros, aunque de apariencia sólida. El tacto de los mandos del Dacia Spring es… sólo correcto, más bien áspero y seco. Además, en el habitáculo se aprecian, por ejemplo, algunos tornillos sin disimular (veáse la foto, del reposabrazos de la puerta delantera)

La ergonomía no es mala. Bajo la pantalla multimedia (con un menú poco refinado pero sencillo) se ubican los botones de los elevalunas, el del accionamiento de los intermitentes de emergencia, el del cierre centralizado… y, bajo éstos, los mandos de la climatización: unas ruletas que, aunque toscas, cumplen su función.

Dacia_Spring_verde_65 CV remates
Dacia_Spring_verde_65 CV hueco

La única concesión a la estética en esta versión Extreme es la presencia de algunas molduras en tono cobre en los laterales de las puertas delanteras, en las salidas de aire del sistema de climatización o, a modo de contorno, rodeando la parte superior de la consola central.

A cambio, el Dacia Spring ofrece una guantera frontal de buen tamaño, y, en la consola central, justo antes del mando giratorio que acciona el cambio de marchas, el citado gran hueco para depositar objetos. Eso sí, no esperes un fondo antideslizante… y sí que cualquier objeto que deposites en él se vaya moviendo en marcha.

Galerías de fotos

Vídeos

Miniatura E-308Miniatura E-308

308

En este vídeo comprobamos cómo la versión 100% eléctrica del E-308 aplica todas las herramientas conocidas para conseguir consumos ultra-bajos y autonomías aprovechables.

Miniatura Kia EV3Miniatura Kia EV3

EV3

El Kia EV3, compacto con hasta 80 kWh de batería, se descubre en presentación estática. Te contamos nuestras impresiones y lo que sabemos hasta...

Miniatura video BYD Seal U DM-iMiniatura video BYD Seal U DM-i

Seal U

Actualmente no existe ningún PHEV en el mercado con una relación tan favorable entre tamaño, prestaciones, calidad y precio. En este vídeo te contamos...

Te puede interesar

Niro

Analizamos la oferta del Kia Niro híbrido; un SUV compacto de 141 CV con etiqueta ECO.

Dacia

¿Te imaginas una furgoneta camper por menos de 20.000 euros? Su nombre sería Dacia Sandman y podría ser una realidad en 2025.

LBX

El nuevo Lexus LBX es el representante más compacto de la gama Lexus, combinando acabados de excelente calidad con el sistema híbrido más eficiente...

Qashqai

Nissan da un lavado de cara a su coche más popular apostando por la tecnología y por un renovado diseño, aunque mantiene las mismas...