Berlina coupé compacta

Primera prueba del Hyundai i30 Fastback

25 Primera prueba del Hyundai i30 Fastback
Fotos del nuevo Hyundai i30 Fastback
Victor Delgado
Victor Delgado
Nos ponemos a los mandos de la nueva berlina coupé compacta del mercado, el Hyundai i30 Fastback. ¿Qué aporta esta versión al tradicional modelo de cinco puertas? Te contamos cómo va.


Desarrollar un coche que suponga una evolución dentro de un segmento no es tarea fácil. Pero Hyundai podría haber ´dado en el clavo´ con el i30 Fastback, una berlina coupé de tamaño compacto que llega para ampliar la familia i30 de la firma coreana, compuesta por las versiones de cinco puertaswagon -familiar- y ´hot hatch´ -el i30N que hemos probado a fondo en circuito.

¿Su misión? Calar tan hondo como hizo en su día el Mercedes-Benz CLS, que abrió camino en la categoría de las berlinas coupé de gran tamaño. La tarea no es sencilla, aunque en Hyundai se muestran convencidos del potencial de su nuevo modelo. Nosotros ya lo hemos puesto a prueba en Valencia y aquí te contamos nuestras sensaciones al volante.

Hyundai i30 Fastback: por fuera

Hasta el pilar B podemos decir que es el mismo coche que un Hyundai i30 de cinco puertas. Sin embargo, desde este punto el techo comienza a caer de una manera muy suave hasta terminar en una zaga que incrementa la longitud total del coche en 11,5 cm, es decir, hasta los 4,46 metros. En la tapa del maletero hay integrado un pequeño spoiler que estiliza el conjunto y le otorga cierto toque deportivo. No obstante, la carrocería es de cinco puertas, por lo que la luneta posterior acompañala apertura del portón trasero.

Interior del Hyundai i30 Fastback

Por dentro, un calco del cinco puertas

De nuevo, con respecto al i30 hatchback no cambia nada… en la fila de asientos delanteros. En la parte trasera hay espacio para dos adultos y un niño, o para tres adultos ´apretados´. Además, sacrifica parte del espacio para la cabeza en pos de su estética de coupé, por lo que personas con una talla superior a 1,83 m -o a 1,79 m en el asiento central- rozan el interior del techo con su cabeza.

Más información

Igualmente, la luneta posterior es reducida, lo que limita mucho la visibilidad. Una visibilidad que es prácticamente nula en el caso de que haya ocupantes en los asientos traseros. El maletero, eso sí, tiene unas proporciones generosas: crece en 55 litros con respecto a la versión de cinco puertas, lo que hace que tenga un volumen disponible total de 450 litros con una configuración interior de cinco plazas -1.351 litros si se abaten los asientos posteriores; 1.301 litros en el de cinco puertas-.

Hyundai i30 Fastback: ¿cómo va?

En marcha, el comportamiento del Hyundai i30 Fastback no difiere mucho del de un i30 de cinco puertas. Es un coche muy noble, con reacciones previsibles y fácil de conducir. No obstante, la dirección a veces se siente demasiado ligera y poco comunicativa debido a una asistencia excesiva. Uno de los aspectos diferenciadores es el de la suspensión, que es un 15% más dura que la que monta un i30 hatchback.

Esto repercute en un balanceo menor en las curvas, permitiendo trazarlas de manera más estable y precisa a ritmos relativamente elevados. Lógicamente, este nuevo tarado hace que pisar un bache o terreno irregular sea algo más incómodo que con el i30 de cinco puertas. En cuanto a la calidad de rodadura, se trata de un vehículo con empaque; si bien por encima de los 90 km/h el ruido del viento se filtra al habitáculo, aunque no es molesto en ningún caso.

Inicialmente la gama se compone de dos motorizaciones de gasolina. Un 1.0 TGDi con 120 CV de potencia y un 1.4 TGDi con 140 CV. El primero se comporta de manera similar a la de un motor atmosférico, ya que por debajo de las 3.000 rpm no destaca por su fuerza. A partir de ahí, se muestra contundente -y algo ruidoso- hasta las 6.500 rpm. El consumo real ronda los 6,5 l/100km.

Frontal del Hyundai i30 Fastback

Mientras tanto, el 1.4 TGDi es mucho más vivo, más satisfactorio. Asimismo, la sonoridad es bastante menor en comparación con el 1.0 TGDi. Con él, el i30 Fastback se siente ´más coche´ y no le falta fuerza en ningún momento. Empuja con decisión ya desde las 1.800 rpm y su consumo medio de combustible real se sitúa en torno a los 7,5 l/100km.

Por otro lado, las cajas de cambio disponibles son una manual de seis marchas con un tacto agradable y un guiado preciso, y una automática de doble embrague -solo combinable con el propulsor 1.4 TGDi-, que tiene un funcionamiento muy suave. Además, el conductor puede cambiar de marcha de manera manual gracias a un modo secuencial, bien en el propio pomo, bien mediante las levas situadas detrás del volante.

Hyundai i30 Fastback: tecnología

Al igual que el resto de sus hermanos de gama, el Hyundai i30 Fastback puede incorporar algunas de las últimas innovaciones tecnológicas. Entre las más destacadas se encuentran una pantalla multimedia que puede ser de cinco o de ocho pulgadas, un asistente de frenada automática de emergencia, conectividad Android Auto y Apple CarPlay, un limitador de velocidad, un avisador de ángulo muerto, carga inalámbrica para dispositivos móviles, un asistente de mantenimiento de carril o un avisador de fatiga.

Hyundai i30 Fastback: disponibilidad y precios

El Hyundai i30 Fastback ya se encuentra disponible en nuestro país a un precio que oscila, sin añadir descuentos o promociones, entre los 22.565 euros y los 30.080 euros.

Presentación del Hyundai i30 Fastback

 

Hyundai i30