El Jeep Grand Cherokee Trackhawk es el SUV más rápido sobre hielo

jeepgrand cherokee lago baika01
El Jeep Grand Cherokee Trackhawk es el SUV más rápido sobre hielo
Álvaro Ruiz
Álvaro Ruiz


Jeep ha viajado hasta el Lago Baikal, en Siberia, para batir el récord de velocidad sobre hielo para un SUV con el Jeep Grand Cherokee Trackhawk, la variante deportiva del todoterreno americano gracias a su motor V8 de 6.2 litros y 707 CV.

Cualquier coche con un motor de gasolina V8 sobrecargado de 6.2 litros que produce 707 CV de potencia debería ser rápido, incluso si roza las 2,5 toneladas de peso. Y es que, con semejante potencia, las prestaciones están aseguradas, como demuestra el Jeep Grand Cherokee Trackhawk, un enorme todoterreno que deja a un lado la aerodinámica y la ligereza para sacar a pasear un músculo americano que le permite acelerar de 0 a 100 km/h y alcanzar una velocidad máxima de 290 km/h.

Jeep Grand Cherokee Trackhawk

Pero, más allá de la fuerza bruta de su motor V8, el Grand Cherokee Trackhawk sigue siendo un todoterreno y, con el objetivo de demostrar su potencial, ha viajado hasta el Lago Baikal, situado en Siberia, Rusia, para convertirse en el SUV más rápido del mundo sobre hielo. En este lago se celebran varias pruebas de velocidad y Jeep lo ha escogido por ser un lugar idóneo para romper este récord.

Para conseguirlo, se retiró la nieve del trazado de 12 km por donde circuló el Grand Cherokee Trackhawk y el piloto de Jeep realizó varias pasadas por delante de los jueces, que vigilaron en todo momento para que se cumpliera con los estándares requeridos por la Federación Internacional de Automovilismo (FIA). Gracias a un GPS, se pudo medir la velocidad media del modelo americano (257 km/h) y la velocidad máxima que sirvió para batir el récord: 280 km/h.

Jeep Grand Cherokee Trackhawk hielo

Según indica la marca americana, la unidad con la que se batió el record no recibió ninguna modificación, simplemente fue desprovista de elementos innecesarios, aunque no sabemos de qué componentes se trata. También se verificó que la cantidad del combustible almacenada en el depósito fuera la necesaria para completar la prueba, ya que, más gasolina de la cuenta hubiera supuesto un lastre para alcanzar los 280 km/h sobre el hielo.

 

Jeep Grand Cherokee