Así es el nuevo BMW X6 M Competition

Eduardo Alonso
Eduardo Alonso
Tras renovarse la gama BMW X6, ahora le toca el turno al todopoderoso X6 M Competition.

BMW renovó recientemente la gama BMW X6, dotando a este SUV coupé de nuevos paragolpes, parrilla, faros y pilotos, los cuales presentan una novedosa firma lumínica. En el interior, el nuevo salpicadero está ahora encabezado por el BMW Curved Display, un panel que une las pantallas del cuadro de mandos (de 12,3”) y la del sistema multimedia (de 14,9”).

Este sistema multimedia adapta además el nuevo sistema operativo iDrive 8 y alberga los mandos de la climatización, que por desgracia desaparecen de la consola central. Al menos, el X6 M Competition mantiene la palanca de cambio a diferencia de los X6 normales, de los cuales ha sido eliminada y sustituida por un minimalista selector de tipo balancín.

BMW X6 M Competition 2023

A nivel de motor y transmisión hay importantes novedades, pero no en cuanto a cifras. La principal evolución es que ahora el bloque 4.4 V8 biturbo, que mantiene sus 625 CV a 6.000 rpm y los 750 Nm de 1.800 a 5.800 rpm, está asistido por un sistema de microhibridación que brinda al coche la etiqueta ECO.

Este sistema de hibridación ligera consta de un motor eléctrico de 12 CV y 200 Nm que ayuda al iniciar la marcha. Se acopla en la caja de cambio Steptronic de ocho marchas, que por cierto ve variados sus desarrollos: las tres primeras marchas y la séptima son un pelín más cortas, mientras que la quinta es algo más larga. Desconocemos el por qué concreto de esa alteración en los desarrollos, pero no parece algo que vaya a variar mucho la experiencia de conducción.

BMW X6 M Competition 2023

Con todo, y en gran parte debido a que la microhibridación eleva el peso en 70 kg (hasta los 2.370 kg), el X6 M Competition precisa de 0,1 segundos más para acelerar de 0 a 100 km/h, parando el crono ahora en 3,9 segundos. También hay reajustes en la convergencia de las ruedas y en la desmultiplicación de la dirección, siempre hablando de variaciones muy sutiles.

Su precio es de 179.700 euros, es decir, que sale unos 12.000 euros más caro que antes de esta evolución y resulta 3.500 más costoso que el X5 M Competition, que recibe idénticas mejoras. Seguirá siendo uno de los más duros integrantes del selecto club que regenta con el Audi RS Q8, el Maserati Levante Trofeo, el Mercedes-AMG GLE Coupé 63 S, el Porsche Cayenne Turbo GT o el Lamborghini Urus.

 

BMW X6