Xiaomi podría producir coches eléctricos adquiriendo NEVS (ex Saab)

9 3 concept front
Xiaomi podría producir coches eléctricos adquiriendo NEVS (ex Saab)
Enrique Espinós
Enrique Espinós
Xiaomi, el gigante chino fabricante de móviles y electrodomésticos, busca su acceso a la fabricación de vehículos eléctricos y podría conseguirlo gracias a la adquisición de parte del negocio de vehículos eléctricos de China Evergrande, un conglomerado inmobiliario propietario de NEVS, la antigua Saab.

Las mayores empresas del mundo buscan entrar en el negocio de los coches eléctricos. Y no sólo las marcas tradiciones de vehículos, sino también las energéticas (mediante acuerdos para la creación de puntos de recarga) y, asimismo, las tecnológicas. Un buen ejemplo es que Huawei, la marcha china de smartphones, anunció, hace unos meses, que fabricaría su primer coche eléctrico. Y Xiaomi, uno de sus más duros rivales, no quiere ser menos.

De hecho, Xiaomi lleva varios años intentando introducirse en el mercado de los coches eléctricos. Y ya a finales de 2020 tuvo una tñimida aparición con el Baojun E300, un urbano eléctrico fabricado por el conglomerado SAIC-GM-Wuling, del que Xiaomi forma parte. Pero, ahora, y tras el anuncio el pasado marzo de que Xiaomí invertirá 10.000 millones de dólares en este negocio en los próximos 10 años, la empresa china podría lanzar incluso su propia marca de coches eléctricos. Y lo haría, según adelantó la agencia de noticias Reuters, adquiriendo parte del accionariado del negocio de coches eléctricos del gigantesco holding inmobiliario y empresarial China Evergrande, Evergrande NEV que, entre otros negocios, posee dese 2019 la marca NEVS, que adquirió los derechos de producción y las fábricas de la extinta Saab y que ya produce eléctricos en el país asiático.

nevs 9 3 concept 2017 ces asia 100609073 l 1280x720 1 e1630314096567

Una forma de aligerar el endeudamiento de China Evergrande

Según Reuters, emisarios de Xiaomi se habrían reunido con ejecutivos de China Evergrande para discutir la entrada de Xiaomí en el accionario de la unidad de negocio de coches eléctricos del holding. Y aunque , como indican desde esta agencia de noticias, las conversaciones están aún en su punto inicial; la entrada de Xiaomi en el accionariado de este holding podría ser una posibilidad muy probable, ya que la reunión entre los emisarios de ambas compañías se habría producido a instancias de responsables del Banco Central de China, que está preocupado por el elevado grando de endeudamiento del holding inmobiliario.

Y es que, dejando a un lado el resto de negocios de Evergrande, su división de coches eléctricos presentó unas pérdidas de 629.173 millones de euros (739,700 millones de dólares) durante el primer semestre de 2021. Aún así, si Xiaomi entrase en el accionariado de esta empresa, podría entrar por la puerta grande en el mercado de fabricantes de eléctricos, ya que Evergrande EV posee hasta tres plantas de producción situadas en Guangzhou, Shanghai y Tianjin y, en el pasado Salón de Shangai, presentó, bajo la marca Hengchi, hasta nueve modelos eléctricos que comenzaría a fabricar a lo largo de 2022.