Barato, que gaste poco y con etiqueta ECO: Renault Clio de GLP por 16.901 euros

Eduardo Alonso
Eduardo Alonso
Si necesitas un coche barato, que consuma poco y que sea práctico, ojo aquí: el Renault Clio de GLP cumple todo eso y ofrece muy buen resultado en términos generales.

Hubo una época en la que los urbanos de gasóleo casi eran tendencia. Se vendían como churros y representaban una polivalente y económica herramienta de transporte para muchas personas. Hoy en día apenas quedan urbanos diésel (precisamente el Clio y pocos más), pero eso no quiere decir que no haya sustitutivos interesantes.

El Renault Clio, recientemente renovado, se vende con motor de gasolina, diésel, de GLP e híbrido. No es el Gas Licuado de Petróleo un combustible muy explotado por las marcas, pero Renault lo mantiene porque a nivel económico sale parecido a moverse con un diésel, con el añadido de poder portar la etiqueta ECO.

Renault Clio GLP

El Clio de GLP lleva un motor 1.0 TCe de tres cilindros y 100 CV asociado a una transmisión manual de seis velocidades. Aquí te contamos cómo es en detalle. Con acabado Evolution, que es el menor de tres, sale por sólo 16.901 euros, lo que son sólo 760 euros más que su equivalente de gasolina de 90 CV y nada menos que 3.325 euros que el diésel de 100 CV. El color gratuito es el naranja de estas imágenes.

Tiene unas prestaciones totalmente dignas, con 11,8 segundos para acelerar de 0 a 100 km/h y 188 km/h de velocidad punta. Anuncia un consumo de 5,4 L/100 km funcionando con gasolina y de 6,9 L/100 km haciéndolo con GLP. Por cierto, si te estás preguntando dónde repostar GLP, tranquilo, en España hay más de 600 estaciones de servicio que lo dispensan.

Renault Clio GLP

Por supuesto tiene dos depósitos, uno de 39 litros para gasolina y otro de 32 litros para GLP. El coste por kilómetro sale muy bien con este coche porque, usando GLP, en la práctica gasta unos 8,0 L/100 km, que son unos 8 euros. Para encontrar un coche con el que cueste menos rodar tendrías que irte a un diésel que consuma unos 5,0 L/100 km: un buen ejemplo es el Clio dCi, pero aparte de ser más caro no tiene etiqueta ECO.

Otra historia sería que quisieses el vehículo para un uso eminentemente urbano. Ahí, un híbrido como el Toyota Yaris gana en economía de uso. Pero para hacer muchos kilómetros por carretera, el GLP acaba siendo más aconsejable, aparte de más barato en el momento de la adquisición.

¿Y si quieres financiar el Clio de GLP?

Siendo un coche de bajo precio, lo más interesante en su caso es comprarlo al contado. Sin embargo, para quien no quiera o no pueda, la fórmula de financiación no está mal. Contratada a través de RCI Banque, plantea el pago de una asumible entrada de 3.406,45 euros a lo que se suma una comisión de apertura de 433,05 euros. Después van 36 cuotas de 165 euros y un último pago de 10.485,43 euros para dar con un total de 20.264,93 euros.

 

Renault Clio

Renault Clio